::::

miércoles, enero 07, 2009

¡Otra vez la psiquiatrización política!: La digna rabia no es la “rabia” de la “ciencia psiquiátrica”

Amlo en el río Santiago Foto:Cesar Huerta/Extensión Medios


Por Alberto Sladogna

SDP

Sostengo y comparto el honor que otorga, ofrece y sostiene la digna rabia, ella es un sentimiento y no hay ninguna razón valida para eliminarlo o suprimirlo o prohibirlo o edulcorarlo; y a la vez, propongo que rechazo practicar la “rabia” de la ciencia – Pasteur, los perros y la vacuna; la “rabia ideológica” – esa “rabia” que practica la psicopatología psiquiátrica, psicológica e incluso psicoanalítica. Es una operación del poder junto con la biología (Foucault, el biopoder) trasladar la rabia de los perros al mundo de la rabia de los humanos; esa rabia cargada de ciencia y cientificidad es indigna e indignante. Llamo rabia indigna a cualquier manifestación del biopoder destinada a eliminar al otro y a los otros, a cualquier manifestación de imponer un “sólo y único pensamiento valido, portador de la verdad única”; eso es una forma del biopoder.

La rabia científica acaba de reaparecer este fin de año, en las Selvas de Chiapas, lugar dónde, hace muchísimos años, dicen que encontraron refugiado algunos nazis, en las haciendas cafetaleras; esas haciendas -de nacionales y de extranjeros – no se han caracterizado por un trato “digno” o “pacífico” de su “mano de obra de esclava” –término de la política laboral nazi: los indígenas, los campesinos de Chiapas y de Guatemala. Ese trato indigno, de exclusión y exterminio fue mostrado al mundo por obra y gracias del levantamiento zapatista encabezado por la voz de los otros, el Sub comandante Marcos, Tacho, Ramona, David y otros; un levantamiento, que en parte, sobrevivió por la reacción de mucha gente de la ciudad, que más allá de los partidos políticos, salió a decir “NO” al exterminio político-militar que el gobierno de Salinas proponía para dar una “solución final” al levantamiento –método nazi para tratar a las minorías raciales y/o étnicas y/o de sexo y/o de edad.

En un festival de muy buen nombre: “La digna rabia”, organizado por la “otra campaña” –Sub Marcos, David, Tacho- e instituciones nacionales e internacionales vinculadas solidariamente con el zapatismo. Allí, para mi gran sorpresa y mucha tristeza, allí apareció la “rabia” de Pasteur destinada a “exterminar” a AMLO, a quien y a cuyo movimiento, el Sub Comandante Marcos calificó de “histérico”, de “esquizofrenia”, de querer ser el “salvador”, y a los intelectuales ligados a AMLO, es mi caso, de pretender ser los “únicos que hacen algo por México”. Esto lo dijo el Sub Comandante Marcos un poco antes de que “Ante las rechiflas en contra del docente [Adolfo Gilly], "Marcos" salió al paso y lo llamó zapatista. Posteriormente, señaló a quienes gritaron, que lo que lo que los zapatistas no hacen es renegar de un compañero” (El informador, Guadalajara, 5/01/2009)

Conocí la existencia de Adolfo Gilly a mis 12 años, cuando por primera vez fui preso en el barrio de Gral. San Martín, Bs. As, Argentina por llevar conmigo una revista de la 4ta.Internacional Trotskista, editada por el famoso “Camarada J. Posadas” –alias de Homero Rómulo Cristalli Fresalli, jugador de futbol de Chacharita Jrs. y militante político; esa revista contenía, creo, un artículo de Adolfo. Gilly con sus posiciones, las compartamos o no, se ha ganado un lugar como hombre de izquierda en México.
¿Cómo es posible que en el lugar de la Digna rabia se la haya dado un lugar, otra vez a la “rabia” del Dr. Pasteur y de la ciencia biológica? ¿Cómo es posible que el Subcomandante Marcos, Adolfo Gilly y los asistentes hayan mantenido esas posiciones para sostener su digna rabia ante las diferencias que guardan con AMLO y con el movimiento que él encabeza? Esas posiciones también aparecen entre los partidarios de AMLO, por ejemplo, el senador Monreal al solicitar “estudios psicológicos” para los candidatos a puestos electorales, lo hizo so-pretexto de la vida del Lic. Fox; Carlos Slim retiro su “simpatía” hacia AMLO pues declaró que Andrés Manuel “estaba loco”; Enrique Krauze sostiene la hipótesis psiquiátrica de que AMLO es un “Mesías tropical” (Letras Libres, junio 2006), este historiador emplea, utiliza para su “tesis” los estudios de Adolfo Gilly sobre Carlos Garrido Canabal, quizás discípulo del general Francisco J. Múgica, citado por AMLO ("Entre la historia y la esperanza",1995).
¿De qué se trata? Se trata de una operación en cubierta del lenguaje, los términos “histeria”; “esquizofrenia”; “salvador”; “mesías tropical”, dicen más de lo que quieren decir quienes los emplean -el Subcomandante Marcos, Adolfo Gilly y Enrique Krauze. Son términos cargados por el biopoder. Analicemos la cuestión en detalle.
Biopoder: eugenesia, eutanasia, exclusión con la psicopatología psiquiátrica

El régimen nació-anal-socialista conducido por Adolf Hitler asumió el poder y cometió su primer acto masivo: eliminar a 5000 infantes con síndrome de Down y psicóticos, considerados enfermos, en particular, los etiquetados como “esquizofrénicos”. Ese régimen sanitario fue orientado por teorías de la veterinaria, de la zoología, de la biología y la neurología de esa época. Así los nazis construyeron las políticas de “higiene racial”; de “eugenesia” y de “eutanasia”. Lo insólito era que esas “teorías” y esas “prácticas” tenían una gran aceptación no sólo en Alemania y Austria. Ese primer exterminio lo hizo el doctor y profesor Whilhem Catel quien público varios volúmenes de poesía, piezas de teatro, se escribía con Herman Hesse, autor de un célebre manual de pediatría que ha sido reeditado varias veces.

Ernest Wagner, un maestro, un pastor –en más de un sentido- y uno de los primeros asesinos en “serie” de lengua alemana, decía “Qué son algunas centenas de muertos, en comparación con mi sufrimiento. (...) Se habla tanto de limpieza eugenésica, yo actué y llevé a cabo limpieza eugenésica práctica.”(Marzo, 1938). En 1933 Alemania y Austria tenían, desde su fundación en 1901, más premios Nobel de medicina que Francia, Gran Bretaña y los Estados Unidos. Alemania es el primer país en el mundo en establecer la medicina social. Si bien en los años 30 los EEUU obtienen su primer Nobel en fisiología médica, los estudiantes americanos se dirigían a los institutos alemanes para hacer su especialización. Alemania fue el primer país en aprobar normas de ética médica referidas a la experimentación sobre seres humanos. Ese país poseía una alta tasa de educación universitaria y el mayor número de “Herr Doctor” del mundo. Con Hitler el 79% de los médicos pertenecían al partido nazi.

Los temas de la raza, la eutanasia y eugenesia –pureza de la raza- comienzan con los de Whilhem Griesinger, psiquiatra de la clínica universitaria de Burghölzli, quien “demostró” y “ubicó” a los “enfermos mentales” como sufriendo un padecimiento de “origen orgánico”. Esto se expandió a las principales escuelas de medicina, uniendo desde las escuelas americanas, latinas (México incluido), suecas, francesa, alemana, inglesa, salvo la italiana. La presencia de eugenistas de izquierda y derecha dio lugar a participaciones paradójicas. El Dr. Whilhem Weinberg, médico, de origen judío, fue autor de una de las principales leyes genéticas sobre la población. Entre el año de 1902 y 1932 en la revista “Archiv für Rassen- und Gesselschaftsbiologie” los artículos publicados sobre la raza judía en un 90% fueron escritos por eugenistas de origen… judío. En 1939, antes de la”solución final” –exterminio- a cargo del estado nazi, dos terceras partes de los internos en campos de concentración de Alemania eran: gitanos; alcohólicos; delincuentes; homosexuales, comunistas, intelectuales, socialistas, sacerdotes. Para el tratamiento de las “psicosis”, Carl Schneider y Paul Nitsche, médicos reformadores de la psiquiatría en la República de Weimar –república de izquierda- fueron los impulsores de la ergoterapia, de la abertura del hospital psiquiátrico y propulsores de la higiene mental; ellos fueron los responsables del plan “T4” encargado de la exterminación de enfermos mentales “incurables”

¿Qué fue lo que llevó a Fausto a vender su alma al diablo? Su curiosidad insaciable, será este el único caso donde corresponda hablar de un “deseo” de saber, y bien NO, en la ciencia no hay sujeto. La hija del psiquiatra Rudin, declaraba respecto de su padre, quien conducía un instituto de investigación psiquiátrica para las SS “Él habría vendido su alma al diablo para obtener el dinero para su institución y sus investigaciones”

Subrayo que existió y existe, nos guste o no, una eugenesia, una eutanasia y un racismo tanto de derecha como de izquierda. Las leyes eugenésicas y de esterilización fueron aprobadas durante la república de Weimar, Prusia, gobernado por la socialdemocracia; el proyecto fue elaborado por genetistas, médicos higienistas, psiquiatras de gran renombre, varios por sus orígenes judíos debieron emigrar y seguían sosteniendo esas mismas teorías.

¿Y en México qué tenemos que ver con eso?

En México no cantamos mal las rancheritas. En el Estado de Veracruz (1930) fue aprobada una ley eugenésica que regulaba la esterilización de alcohólicos, esquizofrénicos, maníacos depresivos ¿Fue derogada? En nuestro país -1930- se funda una asociación la “Sociedad de Eugenesia” cuya “Revista de la Sociedad de Eugenesia” (1941) proponía la esterilización para frenar la reproducción de “orates”. Estimado lector vea en una hemeroteca quienes escribían allí y verá que ninguno pertenecía al Yunque ni a la ultraderecha ¿Quiénes eran? En 1998 – hace solo 11 años-, Luis Feder, psicoanalista, fundador de varias instituciones psicoanalíticas, propuso -y creo que aún lo sigue sosteniendo, la ejecución de estudios “psicoanalíticos” prematrimoniales para impedir la constitución de parejas que, según él, darían nacimiento a hijos con caracteres violentos o psicopáticos (Proyecto "Genoma"). Eso es la legalización de la exclusión, del racismo con criterios “científicos” y para ello se emplean términos tales como “estudios psicológicos” (Senador Monreal); “mesías tropical” (Krauze); “histeria, esquizofrenia, salvador” (Subcomandante Marcos), estos últimos términos dichos en público sin que Adolfo Gilly dijera nada ante semejante cuestión. Al parecer frente AMLO y el movimiento pacífico que él sostiene, parece que “todo es posible””todo es válido”. La antropofagia –devorar el cadáver del enemigo- era una práctica ritual y mitológica, siempre los antropólogos y los psicoanalistas encontrábamos que eso había pasado hace mucho tiempo –el abuelo de mi abuelo de mi abuelo del abuelo su abuela “se comía a…”- Hoy, con el neoliberalismo asistimos a crímenes donde se práctica la antropofagia –hay asesinos seriales que lo hicieron y lo hacen; los kaibiles del ejército de Guatemala ya lo hacen con animales vivos. A eso se le añade la antropofagia practicada por la izquierda –subcomandante Marcos, Gilly, Cárdenas- y por la derecha – Krauze- contra López Obrador. Pongamos las cosas en claro: AMLO ¿Está loco? al pretender sostener con su terquedad la posibilidad de cambiar la “república simulada” y dejar de sostener a la “familia revolucionaria”;estará loco por querer un país donde haya un poco, quizás sólo un poco, de distribución de la riqueza acumulada. Será un “mesías tropical” por atreverse a proponer abrir las aguas hediondas de un mar repleto de inigualdad, desempleo, muertes por enfermedades curables, chavas y chavas muertos por los secuestradores, jubilados que deben solicitar limosnas en las calles después de tantos años de trabajo, recursos naturales exterminados por la ganancia. Acaso ¿Alguien que no esté en el lugar de un mesías puede sostener en forma pacífica esa largo y lento combate? El lugar de mesías tiene riesgos, pero por favor, se puede cambiar algo ¿sin correr riesgos?, acaso, los jóvenes griegos que están combatiendo en las calles de Atenas, acaso ¿ellos no corren riesgos?

Correr el resigo de un mesías y acompañarlo, es riesgoso, sólo ¿Qué sentido tiene tener una vida sin riesgos? Vivir y seguir viviendo en la república simulada, será eso vida, si quizás para algunos lo es, y para otros no.

Alberto Sladogna, psicoanalista
aslamora@yahoo.com.mx



::Democracia Ya, Patria Para Todos. Apoyando al Lic. Andrés Manuel López Obrador en 2008::

No hay comentarios.:

radioamloTV