::::

jueves, abril 30, 2009

Denuncian "impunidad uniformada" en México

La organización defensora de los derechos humanos Human Rights Watch (HRW) acusó este miércoles al ejército de México de haber torturado y asesinado a civiles y de haber violado a decenas de mujeres en los últimos dos años, mientras lleva a cabo su campaña contra el narcotráfico.

Policía Federal en Ciudad de México el 29 de abril.

El gobierno de Calderón ha desplegado miles de efectivos en el país con el fin de combatir el narcotráfico.

En el informe "Impunidad uniformada: Uso indebido de la justicia militar en México", la organización no gubernamental describe 17 casos de presuntos abusos militares graves con más de 70 víctimas.

HRW, que tiene sede en Nueva York, asegura que la militarización de ciudades mexicanas para combatir el crimen organizado generado por el narcotráfico ha dado paso a numerosos abusos sobre la población civil.

De acuerdo al documento, presentado ante miembros del gabinete del presidente Felipe Calderón, los presuntos responsables permanecen libres y en total impunidad. El único caso en que se condenó a cuatro soldados -según el informe- fue un proceso desarrollado por autoridades civiles.

La organización alega que, si bien el ejército investigó varios casos y que los detalles están bien documentados, nadie ha sido castigado con una condena judicial.

El director de HRW para las Américas, José Miguel Vivanco, destacó que la organización no está interesada en hacer una lista de las "violaciones" sino en "mostrar que no existe un régimen legal que sea adecuado y eficiente en contener sus (propias) acciones, especialmente cuando se trata de (combatir a los) traficantes de droga".

La corresponsal de BBC Mundo en México, Cecilia Barría, informó que el informe tuvo pocas repercusiones en la prensa local debido a que el país está con los ojos puestos en la evolución de la influenza porcina.

Casos

El documento asegura que en 12 casos de presuntos asesinatos los soldados dispararon contra civiles desarmados, después de que estos no acataran la orden de detener sus vehículos.

En otro incidente, presuntamente un grupo de soldados -aparentemente bajo los efectos del alcohol o drogas- abrió fuego contra un camión, matando a dos mujeres y tres niños.

El documento también habla de personas que, estando detenidas en locales militares, fueron golpeadas y torturadas repetidamente con descargas eléctricas.

El organismo internacional indica que ninguna de las víctimas tenía vínculos con el tráfico de drogas o con los grupos armados que operan en varios estados mexicanos.

Human Rights Watch le propuso al gobierno de Calderón que todos los casos sean trasladados al sistema de justicia civil.

Todavía el gobierno mexicano no ha emitido una declaración sobre estas denuncias.

Recientemente, Calderón envió una propuesta al Senado para reformar la Ley de Seguridad Nacional con el objetivo de regular la participación de las Fuerzas Armadas en el combate contra el crimen organizado.

Desde que asumió el poder en 2006, Calderón ha movilizado a decenas de miles de efectivos en una lucha contra los poderosos carteles del narcotráfico que operan en México y que han generado una ola de violencia que ha provocado la muerte de miles de personas.



::Democracia Ya, Patria Para Todos. Apoyando al Lic. Andrés Manuel López Obrador en 2009::

Nadie lleva mascarillas en la secretaría mexicana de Salud


El Gobierno admite que los cubrebocas se repartieron para tranquilizar a la gente

El País.com

PABLO ORDAZ - México - 30/04/2009

La cita promete. El hombre que, en teoría, más sabe en México del virus de la gripe porcina está dispuesto a contarlo todo. Se llama Miguel Ángel Lezana y es el director general del Centro Nacional de Vigilancia Epidemiológica y Control de Enfermedades. Su despacho está en el paseo de la Reforma. El taxista, con la mascarilla azul cubriéndole la nariz y la boca, se abre paso entre un tráfico que, aunque más liviano porque no hay colegios y los restaurantes están cerrados, sigue requiriendo muchas dosis de pericia y paciencia. El pasajero también lleva mascarilla. Y los agentes de tráfico, y los demás conductores, y la mayoría de los transeúntes. También las llevan los soldados de un retén del Ejército dedicado, precisamente, a repartir mascarillas. La sorpresa llega cuando el periodista entra en la secretaría de Salud...

"No tenemos ni idea de lo que pasa", dice un responsable de Epidemiología

Nadie lleva mascarillas. Ni la recepcionista, ni nadie del servicio de limpieza, ni las secretarias, ni el jefe de Prensa ni, por supuesto, el doctor Lezana. Así que la primera pregunta no puede ser otra. ¿Por qué no llevan ustedes mascarillas? "Porque la porosidad que tienen permiten fácilmente el paso de las partículas, y porque además es muy poco viable que el virus pueda transmitirse por el aire sin estar en contacto con ninguna superficie". Y entonces -la siguiente pregunta también es obvia-, ¿por qué han repartido millones de mascarillas? "Bueno, es más una demanda de la población. La gente se siente más segura llevándolas, más tranquila, y no les hace ningún daño". La declaración del funcionario no deja de ser sorprendente, sobre todo porque, durante los primeros días del brote, la población asistió angustiada a la escasez de mascarillas, y los políticos en tropel -en vez de hacer el discurso de Lezana- se lanzaron a prometer mascarillas como si en ellas estuviera la salvación.

Lezana explica entonces que el virus sólo es capaz de vivir en el aire cuestión de segundos, pero que donde sí se hace fuerte es sobre los objetos. "Si yo tengo el virus y estornudo sobre la grabadora, el virus puede permanecer ahí 24 e incluso 48 horas. Si usted luego la toca y se lleva las manos a la boca, a la nariz o a los ojos, se puede contagiar. Por eso lo importante es lavarse mucho las manos, limpiar mucho los objetos que otras personas han tocado".

Miguel Ángel Lezana explica la historia del brote. O, mejor dicho, de los tres brotes de los que tuvieron noticia. Dice que uno de ellos se localizó en el Estado de Veracruz, en una localidad llamada La Gloria. Se inició el día 9 de marzo y concluyó el día 10 de abril. Un 30% de la población resultó afectada, pero -en contra de lo que sostienen algunos moradores del lugar- no se produjeron defunciones. La noticia de otro brote llegó el día 12 de abril. Una mujer de 39 años de edad, encuestadora de profesión, fue ingresada en un hospital y falleció al día siguiente. La paciente llevaba varios días de médico en médico. De forma simultánea, al Gobierno empezaban a llegar noticias alarmantes del Instituto Nacional de Enfermedades Respiratorias. Estaban ingresando un alto número de adultos jóvenes, previamente sanos, con una neumonía que evolucionaba rápidamente. Al menos cuatro habían fallecido a las pocas horas... Por si fuera poco, el día 21 tuvieron noticias de que dos niños en California -un crío en San Diego y una niña en el condado de Imperial Camping- habían desarrollado un cuadro de gripe.

El día 23, el Gobierno dio la alerta sobre un brote de influenza. ¿Es posible que no existieran vínculos entre los brotes? ¿Que se desarrollaran de forma independiente y simultánea? "Es imposible" ¿Tiene que haber vínculos humanos? "Exactamente. Los virus requieren de la maquinaria genética para poder reproducirse. Tuvo que haber contacto". Dado que La Gloria, en Veracruz, es el único lugar donde hay una explotación de cerdos, ¿es posible que todo esto empezara allí? "La granja está a 80 kilómetros. No está en el pueblo". ¿Por qué están muriendo los jóvenes? No tenemos idea de lo que está pasando. Tenemos una hipótesis: están resistiendo mejor niños y ancianos porque fueron vacunados contra la gripe". ¿Cuántos casos hay confirmados? "Plenamente, siete". Pero el Gobierno ha venido repitiendo que había 20 confirmados y 170 sospechosos... "Tenemos un problema de comunicación".



::Democracia Ya, Patria Para Todos. Apoyando al Lic. Andrés Manuel López Obrador en 2009::

Bajo mala influenza... (Humor)

Comentario del uploader:::::::::


¿Porqué, porqué, porqué?
¿Porque ahora?
¿Porque México?
¿Como llegó?
¿se hizo aquí o la trajeron?
Varias fuentes en internet reportan que el virus de influenza porcina fué creado en un laboratorio, la más notable siendo esta donde el Director médico de Dallas el Dr. John Carlo, dice:

This strain of swine influenza thats been cultured in a laboratory is something thats not been seen anywhere actually in the United States and the world, so this is actually a new strain of influenza thats been identified,

Esto combinado con el hecho de que el virus proviene de 3 diferentes animales y de 3 diferentes paises en 3 continentes diferentes levanta la pregunta, ¿no suena más como a una arma biológica?
Pero ¿porque usarla?

Si estamos frente a una mutación natural del virus, este terminará pronto y saldremos de la crisis con un numero relativamente pequeño de pérdidas humanas y con una deuda de 25 millones a la OMS. Si estamos en cambio frente a una manufactura del virus con intención de usarla como arma biologica, el tema se presta para teorizar sobre posibles conspiraciones.

¿Se trata acaso de una táctica para asustar más al pueblo americano?
¿Estaremos viviendo una especie de 9/11 para incrementar la confianza del pueblo en el gobierno haciendoles ver como los héroes nacionales?
¿Será un pretexto para declarar un estado de excepción?

Descarto que sea una cortina de distracción del gobierno para distraernos de alguna acción por la severidad de la noticia y el alcance global que ha tenido. Por más siniestro que sea el gobierno federal, dudo que inventen una noticia como esta para distraernos de los narcos u otros temas sabiendo que dicha acción pudiese afectar gravemente la economía.

Ante una epidemia (real o elaborada) y un peligro tan alto de contagio, la gente es ordenada o asustada a no salir de su casa. No va al trabajo, no consume, las empresas no pueden operar normalmente, el turismo muere y hasta las exportaciones sufren bloqueos como en el caso de Rusia que ha parado los importes de carne Méxicana.

Todo esto puede terminar quebrando la economía.

¿Que pasó cuando quebró la economía estadounidense?
Vino el rescate financiero.
El FED (Federal Reserve Bank) estadounidense que es un banco privado, prestó "el dinero de los ciudadanos" para rescatar por ejemplo, a los bancos, comprando acciones de dichas instituciones y haciendose accionista o dueño de estas.

¿Será ese el mismo destino de lo que falta por vender en México?
¿Cuantas oportunidades se crean cuando un pais está en bancarota?
¿Quien busca aprovechar dichas oportunidades y hasta que grado?
¿Acaso será esta la forma en la que nos veremos forzados a entrar a la Unión Norte Americana que supuestamente desea tanto la elite estadounidense? Se me hace muy extraño que, habiendo aprobado el cierre de la frontera, ésta siga abierta y funcionando de forma normal.

Espero que todas las teorías sean de rotunda falsedad.
Espero que la mutación del virus sea una ocurrencia natural y que pueda ser contenida con el desarrollo de anticuerpos.

No podemos estar seguros de que esta situacion sea una conspiración o no, pero algo si es cierto, todos debemos actuar con responsabilidad para detener la expansión del virus y más que nada la pandemia de pánico para mostrarle al mundo y a los perpetradores (en caso de haberlos) que somos un pueblo valiente y responsable que no podrá ser manipulado o vencido en la lucha por nuestra libertad y supervivencia.

miércoles, abril 29, 2009

The War on Democracy (1/10) sub spanish:::: Apaga la intoxicante televisión

Apaga la intoxicante televisión y deja a sus loro-cutores gritonear que el mundo se acaba si no usas tapabocas...

Mejor checa y recomienda este EXCELENTE e ILUSTRATIVO DOCUMENTAL
En total dura 1:30 hrs. aproximadamente, pero está dividido en 10 ligeros videos de los cuales aquí solo he puesto el primero (1/10), los restantes los encontrarás en la misma página.

Esta versión trae subtítulos en español y es lo mejor en estos momentos de locura colectiva para ver con mayor claridad la situación.

saludos,
*****************************************************

Pilger examina el papel de Washington en la manipulación de la política en Latino América durante los últimos 50 años, comportando la lucha de personas ordinarias para liberarse ellas mismas de la pobreza y el racismo.

Desde mediados del siglo XIX, Latino América ha sido el patio trasero de los EEUU, una colección de estados vasallos cuya sumisión y a menudo regímenes brutales han reforzado la invisibilidad de sus mayorías. El film revela similares políticas de la CIA desplegándose en Iraq, Irán y el Líbano.

El auge de Hugo Chávez en Venezuela, a pesar de los esfuerzos continuados de Washington por derrocarlo y en contra de su masiva popularidad, está siendo protagonizado de una manera democrática sin precedentes, y este hecho está siendo ocultado al mundo de manera deliberada. En realidad se trata de una verdadera democracia representada y apoyada por un sólido 80% de la concurrencia de los electores en el proceso electoral.

Que siempre son siete muertos ¿Les creémos?

uego de un ajuste, dice que son 159 los fallecimientos por influenza
Se enreda Córdova: sólo 7 muertos por virus porcino

El total de casos asciende a 2 mil 498; mil 311 siguen hospitalizados

Foto
José Ángel Córdova y Javier Lozano, anocheFoto Carlos Cisneros

Ángeles Cruz Martínez

La Jornada

La epidemia de influenza, no necesariamente porcina, ha ocasionado la muerte de 159 personas, de un total de 2 mil 498 casos, de los que mil 311 pacientes están hospitalizados con cuadros de neumonía e insuficiencia respiratoria graves, informó anoche el secretario de Salud, José Angel Córdova Villalobos.

En medio del caos generado por la falta de claridad, el funcionario trató de explicar –sin éxito– lo que llamó ajuste y actualización sobre las cifras del virus que afecta al país. Contra lo que había estado informando desde el pasado viernes, de que en 20 de los casos se había confirmado la presencia de influenza de origen porcino, ayer señaló que sólo son siete y nunca explicó qué pasó con el resto.

Sin embargo, horas antes, en una conferencia convocada con puntualidad para los corresponsales extranjeros, con calma y precisión Miguel Angel Lezana, director del Centro Nacional de Vigilancia Epidemiológica y Control de Enfermedades (Cenavece), explicó que los Centros para el Control de Enfermedades (CDC) de Atlanta, Estados Unidos, corroboraron la presencia del virus de origen porcino en sólo siete de las 26 muestras mexicanas analizadas, y que en el resto se realizará el análisis nuevamente, como recomienda la Organización Mundial de la Salud (OMS).

El funcionario también comentó que por este motivo las cifras se seguirán moviendo. En cambio, durante la conferencia para los medios nacionales, que fue postergada en dos ocasiones a lo largo de la tarde y que finalmente se inició pasadas las 21 horas, Córdova no pudo explicar las cifras e incluso dijo que los decesos de las víctimas de la influenza porcina ocurrieron en el Distrito Federal: seis en la delegación Tlalpan y uno en Magdalena Contreras, sin aclarar que en la primera está la zona de hospitales donde se encuentran los institutos nacionales de salud y particularmente el de Enfermedades Respiratorias, donde se han concentrado los casos graves de la epidemia, así como un elevado número de muertes.

En su exposición inicial, el titular de la Ssa dijo que luego de la depuración y precisión de la información y expedientes clínicos, hasta ayer se reportaron 159 muertes derivadas de casos sospechosos de neumonía atípica e insuficiencia respiratoria graves por influenza.

Mencionó un total de 2 mil 498 personas enfermas, de las que mil 311 están hospitalizadas, y tuvo que reconocer que a cinco días de haberse declarado la emergencia sanitaria, la información de los servicios de salud de los estados es deficiente, a tal grado que ayer sólo pudo dar cifras puntuales sobre el comportamiento de la epidemia en el IMSS y el ISSSTE. En ambas instituciones se concentra, hasta ahora, el mayor número de los enfermos detectados: 861 en primero y 102 en el segundo. Respecto de las muertes, 52 se han registrado en el Seguro Social y 12 en el ISSSTE.

De esa misma información se desprende que del 20 al 22 de abril, y del 24 al 26, ocurrieron los aumentos más significativos en la demanda de servicios médicos en ambas instituciones.

La confusión generada por Córdova Villalobos en su exposición se hizo evidente en la sesión de preguntas y respuestas, donde se le llegó a preguntar si, a partir de lo que había dicho, el número de muertos era de 311. En otro momento, donde se le solicitó puntualizar algunos datos, de plano argumentó que no llevaba las cifras consigo.

La falta de claridad en la información y las restricciones que desde el viernes se ha pretendido imponer a la prensa, permitiendo sólo cinco preguntas, contribuyó para que anoche la conferencia se saliera de control con preguntas que se hicieron fuera de micrófono y en contra de la voluntad del director de comunicación social de la Ssa. Una de las dudas que quedó sin respuesta es sobre el hecho de que desde el viernes, el número de muertos había subido de manera consistente, mientras que la cifra de ayer (159) representaba apenas siete decesos más de los reportados el día anterior. Córdova se limitó a decir que los datos proporcionados respondían al ajuste y cotejo de expedientes.

Al responder una pregunta, detalló que hasta ahora se han examinado 2 mil 762 muestras de exudado faríngeo de enfermos, de las que 2 mil 369 salieron negativas al virus A de influenza. De las que salieron positivas (253) se están analizando para determinar si existe el componente de la infección de origen porcino.

Más adelante, también reconoció las deficiencias que enfrenta el sistema nacional de salud, debido a que sólo 10 estados tienen la capacidad de determinar en sus laboratorios si se trata de un virus A de influenza. El resto tiene que solicitar los estudios al Instituto Nacional de Diagnóstico y Referencia Epidemiológica (Indre).



::Democracia Ya, Patria Para Todos. Apoyando al Lic. Andrés Manuel López Obrador en 2009::

Lo que México no responde (Influenza Porcina)

Foto: César Huerta/Extensión Medios

REPORTAJE: Alerta sanitaria

¿Por qué sigue muriendo gente?.-Los fallecimientos y los contagios decrecen en la capital.-El Gobierno dice ahora que sólo atribuye siete muertos a la gripe porcina

PABLO ORDAZ - México - 29/04/2009

Las muertes decaen y las dudas crecen. Lo primero calma, pero lo segundo, inquieta. El jefe del Gobierno de la ciudad de México, Marcelo Ebrard, dijo ayer que en las últimas horas el número de fallecimientos y de contagios en el Distrito Federal —principal foco del virus de la gripe— está cayendo de forma lenta, pero sostenida. Sin embargo, hay una pregunta que ninguna autoridad ha respondido aún con solvencia: ¿por qué sigue muriendo gente en México?

Hasta el momento sólo se sabe que los fallecidos tenían entre 20 y 50 años

Según los expertos, el virus no es mortal si el enfermo acude al hospital nada más sentir los síntomas —fiebre alta, dolor de cabeza, congestión nasal, cansancio general—. Los médicos disponen entonces de un plazo de 24 a 48 horas para diagnosticar la enfermedad y para tratar al paciente con un fármaco antiviral llamado Tamiflu. El Gobierno de México asegura que tiene las dosis suficientes para atender todos los casos. Si esto es así, y si la población sabe desde el pasado jueves por la noche de la existencia del virus, ¿por qué entonces en México sigue muriendo gente y en el resto de los países donde se han detectado casos aún no se ha confirmado ningún fallecimiento?

La pregunta se la hizo un periodista al secretario de Salud, José Ángel Córdova, durante su última comparecencia pública. Y su única respuesta fue: "Porque aquí siguen llegando tarde". Lo único que se sabe es que los fallecidos tenían entre 20 y 50 años, que no hay niños ni ancianos entre las víctimas mortales —aunque sí entre los contagiados— y que eso parece indicar que las poblaciones vacunadas contra el virus de la gripe común están resistiendo el embate de la influenza porcina. Pero se supone. Porque —por ahora— tampoco eso se ha explicado con claridad.

Y esa opacidad aumenta los rumores en un país —no hay que olvidarlo— cuya clase política no puede presumir precisamente de transparencia. Conscientes de ello, los responsables de Salud pidieron ayer que el máximo experto gubernamental en la materia, Miguel Ángel Lezana, director general de vigilancia epidemiológica y control de enfermedades, explicara a un grupo de corresponsales extranjeros la realidad de la situación. Y su versión de la realidad es que, en contra de lo que se había dicho hasta ahora —incluso por el presidente Felipe Calderón—, de los 152 casos de muertes sospechosas de haber sido causadas por el virus de la influenza sólo existe la confirmación plena de siete, ni siquiera de 20, como también se había asegurado oficialmente. ¿Y el resto? "El resto sólo huelen a influenza", reconoció Lezana. ¿Podría pasar que, de las 159 muertes anunciadas, finalmente sólo fuesen atribuibles a la influenza 10 ó 20? "Podría ser posible". Entonces, le preguntaron los periodistas, toda esta alarma mundial... "Era la única manera de actuar, si no lo hubiésemos hecho así, en vez de 30 muertes podríamos haber tenido 3.000..."

A la espera de más respuestas, lo único cierto es que la ciudad de México sigue luchando a brazo partido contra la amenaza invisible. Mientras las autoridades federales aparecen de vez en cuando y casi por sorpresa, el jefe de Gobierno del Distrito Federal, Marcelo Ebrard, tiene una presencia constante ante la población. Cuando, el lunes por la noche, se percató de que sus conciudadanos se habían volcado sobre los supermercados para hacer acopio de los alimentos fundamentales como si de una guerra se tratase, salió en las emisoras de radio para llamar a la tranquilidad y garantizar el abastecimiento. En situaciones así, y en ausencia del medicamento mágico que los libere de la pesadilla, los ciudadanos agradecen de sus políticos verdad y cercanía. En dosis suficientes.


::Democracia Ya, Patria Para Todos. Apoyando al Lic. Andrés Manuel López Obrador en 2009::

«La epidemia es grave, pero no es para tanto» Asturianos que viven en México, entre ellos Paco Ignacio Taibo, y viajeros que vuelven al Principado rel

Asturianos que viven en México, entre ellos Paco Ignacio Taibo, y viajeros que vuelven al Principado relativizan la importancia de la enfermedad

29.04.09 -
Paco Ignacio Taibo./ P. UCHA
Hay más tranquilidad en México D. F. que en España. «La epidemia es grave, pero no es para tanto», dice el escritor Paco Ignacio Taibo, quien explica que en una ciudad de veinte millones de habitantes son 2.000 los afectados. Eso sí, él, como todos, sale a calle «con tapabocas», pero no tiene ningún miedo: «Ha habido una situación de pánico, porque se informó de manera caótica y está suspendida buena parte de la vida, no hay actividades, públicas, escuela...», señala el escritor gijonés.

La vida está suspendida. Sí. Tanto que el Centro Asturiano de México ha cerrado sus puertas estos días para evitar que la epidemia se extienda. «Hay más que nada un susto general, el centro está cerrado por la contigencia, pero aquí estamos todos bien sanitos, por lo que sabemos nadie está enfermo», decían desde la casa regional de la capital mexicana.

Lejos de D.F. la situación se parece más a la que se vive en Asturias: «En Monterrey tan sólo hay una chica fallecida, pero era porque había estado en la capital», cuenta Lina Restrepo, mujer de un emigrante avilesino que reside en México desde hace 4 años. «Nosotros lo que hacemos es lavar la ropa cada vez que venimos de la calle y estar continuamente lavándonos las manos». Cuenta que su marido, Roberto Maseda, pensó en volver con la familia a España, pero ella le convenció de que «los aeropuertos son más peligrosos».

Al menos son más liosos, o eso es lo que piensa ahora Alberto Lombardía, director comercial de la empresa asturiana Espiral MS. El pasado domingo regresó de la capital de México tras realizar una presentación para clientes locales. «Para subir al avión en D.F. rellenamos unos papeles que nos preguntaban si teníamos síntomas. Al llegar a Barajas el avión fue retenido y subió a bordo gente de Sanidad, nos hicieron más preguntas y nos pidieron datos de contacto por si acaso. Pero nadie nos puso un termómetro», relata.

Lo peor para él, que no teme a coger la enfermedad: -«es una gripe y en España hay medicamentos para curarla»- es el miedo que ha generado entre quienes le rodean: «Aun no le he dado un beso a mi hijo de 4 años. Mi mujer, que tampoco se acerca a mi, es la que está más preocupada. Ella y las de mis amigos. No les dejan acercarse» y ríe.


::Democracia Ya, Patria Para Todos. Apoyando al Lic. Andrés Manuel López Obrador en 2009::

Porfirio Muñoz Ledo prevé regreso a San Lázaro

Porfirio Muñoz Ledo, durante la entrevista. SUN

  • El coordinador del Frente Amplio Progresista (FAP)

Porfirio Muñoz Ledo, reveló que podría regresar a la Cámara de Diputados en la próxima legislatura

CIUDAD DE MÉXICO.- El coordinador del Frente Amplio Progresista (FAP), Porfirio Muñoz Ledo, reveló que podría regresar a la Cámara de Diputados en la próxima legislatura y su objetivo es que San Lázaro se convierta en el “epicentro” de este colectivo.

Muñoz Ledo informó que ha recibido una invitación del Partido del Trabajo (PT) —que forma parte del FAP junto con el PRD y Convergencia— para integrar sus listas plurinominales que serán registradas en las próximas horas ente el Instituto Federal Electoral.

Dijo que integrará las listas del PT con las que contenderán los nombres de los 500 candidatos de este instituto político para el próximo 5 de julio, pero detalló que “no es un interés personal, sino corresponde a un proyecto democrático que encabeza Andrés Manuel López Obrador”.

En entrevista, el ex embajador dijo: “Yo he sido invitado, invitado por la Coalición o sea vamos a ver”.
Sin embargo, la decisión se la dejó al PT quienes, precisó, sólo lo han invitado pero “el anuncio oficial lo tiene que hacer la coalición”.

Aseguró que en caso de concretarse la su candidatura, encabezaría la lista de la cuarta circunscripción de las listas plurinominales de los petistas.

El anuncio estaba programado para mañana, sin embargo, debido a la contingencia por la epidemia de influenza en nuestro país, se determinó posponer la ceremonia.

Al cuestionarle si le interesaría coordinar la bancada petista, prefirió no comentar nada al respecto, pero sí adelantó que uno de los prioridades es que tanto PRD, como PT y Convergencia “obtengan la mayoría”.

“Yo no soy miembro de ningún partido ni aspiro a hacerlo, mi único compromiso es llevar la voz del movimiento social a la Cámara, combatir las tranzas que han caracterizado a esta legislatura, promover con seriedad la Reforma del Estado y llevar y trasladar el FAP a la Cámara de Diputados”.

“(Mi posible regreso a la Cámara de Diputados) no es un interés personal, corresponde a un proyecto democrático que encabeza Andrés Manuel López Obrador”. Porfirio Muñloz Ledo, coordinador del FAP.


::Democracia Ya, Patria Para Todos. Apoyando al Lic. Andrés Manuel López Obrador en 2009::

La influenza mata, pero más mata el sistema de salud mexicano

¿Por qué la gente en el extranjero no muerte de influenza y aquí, en México, sí? Esta crónica de un reportero de El País responde esta pregunta

¿Por qué se mueren en México?

La tía de un niño de cinco años fallecido por "neumonía por influenza" relata el calvario sufrido ante un ineficiente sistema sanitario

El planeta entero se cuestiona qué pasa en México, por qué se producen aquí la gran mayoría de las muertes. Rosa Pérez Valencia ofrece una pista. Rosa no es epidemióloga, ni siquiera médico. Es abogada. Y acaba de perder a un sobrino, a Oscarito, de cinco años y siete meses, un niño feliz, normal, sano hasta que cayó en el laberinto del sistema sanitario nacional.

Este es el testimonio de Rosa, la historia de diez días de frustraciones frente a una burocracia hospitalaria que en los últimos momentos de vida del niño llegó al extremo de pedir a la familia que "si amaban" a Óscar "ya lo dejaran ir", para que "desocupara la cama" del hospital La Raza del Instituto Mexicano de Seguro Social, en donde moriría pocas horas después, el sábado 25 de abril. Causa de la muerte: "Neumonía por influenza". La familia no lo cree.

"El jueves 16 de abril Óscar se puso mal. Tenía síntomas de gripe. Lo llevamos a la clínica 11 del Seguro Social. No lo quisieron recibir porque no tenía temperatura (fiebre). Nos dijeron que era una gripa normal. El niño ya no quería comer, ni nada". Como por la tarde presentó vómitos, a Óscar lo llevaron a otra clínica del Seguro Social, ahora a una más grande, a la 27. "Nos lo rechazaron porque no tenía temperatura y porque querían la hoja de la 11 (un justificante de que ya lo habían tratado en la clínica donde no quisieron recibirlo)".

"El viernes 17 a las 6 de la mañana me llamó mi hermana para decirme que el niño estaba muy mal". Lo llevaron al hospital de La Raza, con convulsiones. Ahí al menos lo ingresaron de urgencia. "Cuando salió la doctora, le dijeron a mi hermana que el niño estaba mal por negligencia de ella, por no cuidarlo. Como a las once de la mañana nos informaron de que estaba muy grave, que tenía neumonía".

El sábado le pasaron a terapia intensiva, en el séptimo piso, en la cama 740 A, en un cuarto en el que había otros ocho niños. "Ahí empezó el calvario", dice Rosa. Del cuarto, asegura, al menos un niño salía muerto cada día. ¿Diagnóstico? "Debe ser una bacterita. ¿Tienen mascotas? Hablaban tan en diminutivo que me fastidiaban la existencia; ha de ser un virusito, decían". Rosa, como cualquier mexicano que haya pasado la adolescencia, sabe que para mover muchas cosas en este país se necesitan "palancas", conocer a alguien poderoso o con influencia.

"Me moví, hablamos con una pariente, porque su novio pesa ahí, en La Raza". Así que cuando el jueves 23 cambiaron a Óscar de cuarto, a uno donde inicialmente estaba solo, pensaron que sus esfuerzos para lograr una buena atención habían funcionado. Un día después en la habitación ya había otros cuatro niños. "Todos tenían lo mismo que él, pero qué, nunca supimos. Cuando se empezó a decir lo de la influenza, nos dijeron: 'a lo mejor tiene eso".

El sábado 25 a las 11.00 horas falleció Óscar, tras tres paros cardiacos. El certificado de defunción señala como causa del deceso "Neumonía por influenza". Menos de cinco minutos después de decretarse el fallecimiento, en el área supuestamente restringida de Terapia Intensiva, un vendedor de una empresa particular de servicios funerarios ya les hacía una oferta. Ayer martes, Rosa recibió una llamada de Airel, su sobrina de 16 años: "Tía, no aguanto el dolor de las piernas, me siento muy mal, no tengo fuerzas, vine a la Clínica 20, pero no me quisieron recibir".

¿Saben cuál es la diferencia entre una ePRIdemia y una PANdemia? Que la PANdemia es una ePRIdemia que se salió de control.


Carta al correo del lector::::::::::::

A ver mi estimados:

(incluyendo algún editorialista del SDP)


De que el PAN es un partido que siempre ha pretendido implementar un Estado totalitario, los sabemos desde su fundación, ésas son sus premisas, desde que se formó con el propósito de contravenir las acciones del gobierno del Gral. Lázaro Cárdenas, ese ha sido su objetivo.

Si todavía alguien lo dude hagamos el siguiente experimento: tomemos al panista X, dejémoslo hablar por 1 minuto y nos vuelve a corroborar su tendencia sinarquista, porfirista y fascista. De éso no queda duda. Así que si Calderón usara hasta los plativolos de Maussan o las apariciones de Carlos Trejo para imponer un Estado de Excepción, es algo en lo que no debemos de dejarnos sorprender.

----

Ahora los protocolos sanitarios y de bioseguridad son algo diferente, son discutidos internacionalmente por especialistas, por razones de trabajar en cuestiones editoriales y de traducción, he estado informado sobre la influenza aviar, la enfermedad de las vacas y locas, y los mecanismos que se usaron para combatir estas zoodemias. La transmisión de esta enfermedad sólo ocurría de animal a persona y no de persona a persona, como es el caso de esta "influenza norteamericana", lo que agrava su seriedad.

De hecho, aunque no me ha sido posible conseguirlo, National Geographic en español publicó un artículo bastante extenso y bastante bueno sobre este escenario que estamos viviendo. Creo que fue publicado en el 2005 por si alguien lo puede conseguir y escanear.

Ahora bien, no estamos en una situación excepción constitucional, la facultades ejecutivas que la Constitución le otorga al Consejo de Salubridad, están previstas para este tipo de emergencias, y son de carácter obligatorio, son facultades del Congreso que la Constitución extiende en estos casos al Consejo de Salubridad, de manera temporal, y que siempre son sancionables por el Congreso. Son como las facultades que tienen los gobiernos estatales para hacer frente a una invasión extranjera, no son permanentes, sino existen sólo en caso de urgencia y tiene que ser posteriormente respaldadas o desechadas por el Congreso Federal (se dice: "sancionadas"). Así que Calderón, frente al Consejo de Salubridad, está en un papel de acatar y no de mandar, y así todos los niveles de gobierno y la población, en esta crisis urgente y temporal y repito, en todo momento sancionable por el Congreso Federal, el cual no desaparece en sus funciones en ningún momento, sino que permite la actuación del Consejo de Salubridad con la celeridad que el caso amerita.

Ahora me parece bastante chistoso que a pesar de que hay miembros "grilleros" en esta lista, dirigentes sociales, ONGs, ninguno parece haberse tomado la molestia o tener los contactos en el sector salud del D.F., Edomex o Federal para averiguar que tanto corresponde lo que dicen los medios de comunicación con la realidad.

Que si creo en Calderón: No, no le creo. Creo en los médicos que me han estado haciendo llegar información de que la situación es más seria de lo que aparenta.

Que si es un arma de bioterrorismo. Hay que investigarlo, no se puede descartar nada hasta que no se haga la reconstrucción del origen y la propagación de la enfermedad, a la cual el C. Secretario de Salud parece no darle la importancia debida.

Que si su efecto es distraer. Sí, su efecto es distraer, sí exactamente igual que lo que lo hacen las discusiones interminables de futbol, sexo, religión, etc. y todas las cortinas de humo que existen permanentemente y que a veces hasta los supuestos radicales de izquierda defienden como temas centrales (como que elegir equipo de futbol no es enajenación, sino un acto de libertad).

Que si existen las condiciones físico-económicas para una pandemia, sí, desafortunadamente sí, pobreza (falta de recursos monetarios), falta de infraestructura médica, condiciones de alimentación e higiene en amplios sectores de la población, hacinamiento, carencia de infraestructura en general, etc. (ya después de pasada la crisis, haremos juicio sumario sobre la responsabilidad de los proponentes del llamado "seguro popular" y su responsabilidad en esta crisis).

Hay que subir el nivel de discusión, a lo central como algunos lo están haciendo (Federico Arreola, etc.) : la falta de infraestructura médica, la monopolización de las patentes médicas (Rumsfeld, oligopolios, apartheid tecnológico) y la investigación médica, la necesidad de más recursos para las universidades e investigación, la necesidad del permanente mejoramiento de las condiciones de vida de la población, hospitales, etc. Todo lo que se ha dejado hacer desde 1982 en México, les caiga bien o mal López Portillo.

Pero entrecrucen información con sus contactos, no creo ser el único "loco" que tiene contactos en el sector salud, ¿verdad?.


-RegioEnResistencia.




::Democracia Ya, Patria Para Todos. Apoyando al Lic. Andrés Manuel López Obrador en 2009::

¿Quienes estan detras de la gripe porcina (influenza: pandemia)?

Donal Rumsfeld ex secretario de la defensa de los Estados Unidos, uno de los principales beneficiados por la pandemia que esta "proliferando" en el mundo.
Tamiflu, un medicamento (¿creado a priori?) que se cree es la panasea contra la influenza, ha generado ganacias multimillonarias, y Donald Rumsfeld es accionista principal de la compañia productora del medicamento

¿Que hacer si se agotan los tapabocas? (Humor)






::Democracia Ya, Patria Para Todos. Apoyando al Lic. Andrés Manuel López Obrador en 2009::

martes, abril 28, 2009

La influenza: desinformación en México



Lo que México no responde

¿Por qué sigue muriendo gente?.-Los fallecimientos y los contagios decrecen en la capital.-El Gobierno dice ahora que sólo atribuye siete muertos a la gripe porcina

Las muertes decaen y las dudas crecen. Lo primero calma, pero lo segundo, inquieta. El jefe del Gobierno de la ciudad de México, Marcelo Ebrard, dijo ayer que en las últimas horas el número de fallecimientos y de contagios en el Distrito Federal —principal foco del virus de la gripe— está cayendo de forma lenta, pero sostenida. Sin embargo, hay una pregunta que ninguna autoridad ha respondido aún con solvencia: ¿por qué sigue muriendo gente en México?

Según los expertos, el virus no es mortal si el enfermo acude al hospital nada más sentir los síntomas —fiebre alta, dolor de cabeza, congestión nasal, cansancio general—. Los médicos disponen entonces de un plazo de 24 a 48 horas para diagnosticar la enfermedad y para tratar al paciente con un fármaco antiviral llamado Tamiflu. El Gobierno de México asegura que tiene las dosis suficientes para atender todos los casos. Si esto es así, y si la población sabe desde el pasado jueves por la noche de la existencia del virus, ¿por qué entonces en México sigue muriendo gente y en el resto de los países donde se han detectado casos aún no se ha confirmado ningún fallecimiento?

La pregunta se la hizo un periodista al secretario de Salud, José Ángel Córdova, durante su última comparecencia pública. Y su única respuesta fue: "Porque aquí siguen llegando tarde". Lo único que se sabe es que los fallecidos tenían entre 20 y 50 años, que no hay niños ni ancianos entre las víctimas mortales —aunque sí entre los contagiados— y que eso parece indicar que las poblaciones vacunadas contra el virus de la gripe común están resistiendo el embate de la influenza porcina. Pero se supone. Porque —por ahora— tampoco eso se ha explicado con claridad.

Y esa opacidad aumenta los rumores en un país —no hay que olvidarlo— cuya clase política no puede presumir precisamente de transparencia. Conscientes de ello, los responsables de Salud pidieron ayer que el máximo experto gubernamental en la materia, Miguel Ángel Lezana, director general de vigilancia epidemiológica y control de enfermedades, explicara a un grupo de corresponsales extranjeros la realidad de la situación. Y su versión de la realidad es que, en contra de lo que se había dicho hasta ahora —incluso por el presidente Felipe Calderón—, de los 152 casos de muertes sospechosas de haber sido causadas por el virus de la influenza sólo existe la confirmación plena de siete, ni siquiera de 20, como también se había asegurado oficialmente. ¿Y el resto? "El resto sólo huelen a influenza", reconoció Lezana. ¿Podría pasar que, de las 159 muertes anunciadas, finalmente sólo fuesen atribuibles a la influenza 10 ó 20? "Podría ser posible". Entonces, le preguntaron los periodistas, toda esta alarma mundial... "Era la única manera de actuar, si no lo hubiésemos hecho así, en vez de 30 muertes podríamos haber tenido 3.000..."

A la espera de más respuestas, lo único cierto es que la ciudad de México sigue luchando a brazo partido contra la amenaza invisible. Mientras las autoridades federales aparecen de vez en cuando y casi por sorpresa, el jefe de Gobierno del Distrito Federal, Marcelo Ebrard, tiene una presencia constante ante la población. Cuando, el lunes por la noche, se percató de que sus conciudadanos se habían volcado sobre los supermercados para hacer acopio de los alimentos fundamentales como si de una guerra se tratase, salió en las emisoras de radio para llamar a la tranquilidad y garantizar el abastecimiento. En situaciones así, y en ausencia del medicamento mágico que los libere de la pesadilla, los ciudadanos agradecen de sus políticos verdad y cercanía. En dosis suficientes.

Influenza: nos jodieron la primavera

Fiebre del pánico en Guadalajara Foto: César Huerta/Extensión Medios


Marco Rascón
La Jornada

Ahora, un estornudo es una agonía; un beso, un terror. Poco duró aquí el gusto del récord Guinness de gente besándose. Es probable que el pasado 14 de fébrero en el Zócalo sea considerado por las autoridades como el responsable de este brote de influenza. La derecha universal, asentada en todos los gobiernos y partidos, estará feliz en lo que seguramente desde los púlpitos de la manipulación ideológica, política y religiosa será considerado castigo divino. Toda la fiebre amorosa de la primavera ha sido reprimida y convertida en un gran ambulatorio hospitalario de peste y tapabocas.

En pocas palabras, la ley antibesos de Guanajuato se metió al Distrito Federal por la Secretaría de Salud y presagia grandes conflictos tras los ejercicios de manipulación, aislamiento, miedo y desconfianza hacia el vecino. Las declaraciones de las autoridades de salud son cartas patrióticas ante el terror viral.

Sabiendo cómo actúan los gobiernos en estos tiempos y la debilidad de la ciudadanía, las comunidades y los intelectuales frente a los grandes fenómenos de comunicación y manipulación informática, es necesario traer comparativos que nos podrían ayudar a no quedarnos con la información oficial a secas y a buscar otros referentes, pues hoy el solo hecho de estornudar, según lo visto en las noticias, es razón suficiente para entrar en estado de pánico.

Recordemos lo sucedido en Nueva York durante la era del alcalde derechista Rudolph Giuliani, antes del 11 de septiembre: se dijo en forma igualmente alarmista que había llegado un mosco asesino de África, por lo que Giuliani mandó fumigar la ciudad con gran espectacularidad, haciendo uso de helicópteros y anunciando que todos se iban a morir si comían pollos.

Aquí son los cerdos mutantes y la influenza se pasa del Poder Ejecutivo al Legislativo y al Judicial; en México esta vieja epidemia se llama influyentismo y no hay vacuna que nos cure de ella.

Los neoyorquinos aún recuerdan lo tiempos de histeria previos a la caída de las Torres Gemelas, e igual, todos portaban tapabocas, desconfiando de todo, sospechando contagio y dejando a las autoridades no sólo la última, sino la única palabra.

El programa cero tolerancia de Giuliani que se aplica en el Distrito Federal es todo un programa y lleva incluida la histeria colectiva, el odio, la desconfianza. Este tipo de fenómenos epidemiológicos del siglo XIX que acontecen en el XXI por lo general llevan en la panza un conflicto político grave, una manipulación, y es la manera en que hoy se gobierna sin credibilidad. De un día para otro, el mal desaparecerá.

En estas horas y próximos días el rumor sobre miles de muertos, sin cuerpos ni funerales, se extiende con la misma técnica que se usó en la versión de que El Chapo está en todas partes, come pacíficamente en restaurantes y quita celulares a los comensales. Esto tiene un tufo y cierto vínculo con los rumores y los chistes que venían de Chile en 1975, antes del golpe militar contra Allende; son el rumor de la rata gigante y del Chupacabras, un paso más en la militarización y sólo por una razón: no hay información precisa y confiable. Por alguna razón, la influenza nos acerca al discurso de Bush contra el terrorismo y hace del virus un protagonista más de la descomposición política que vivimos.

Entre la confrontación entre el gobierno federal, el del Distrio Federal y el del estado de México –confrontados hace unos días por el tema del agua–, y entre PAN, PRD y PRI en la lógica de la contienda electoral, el brote de influenza ha sido convertido en una escalada para ver quién tiene el discurso y la posición más catastrofista, y así, en unas cuantas horas del viernes pasaron de la minimización y trivialización del tema al extremo del alarmismo.

El protocolo de salud, basado en los datos precisos sobre el carácter exponencial de la epidemia, que debería determinar las medidas a seguir, no existe, y las que se manejan son confusas. Asimismo, la frontera entre fallecimientos previstos y por la influenza se oculta deliberadamente. ¿Cómo deslindar en este momento los síntomas de una gripa normal de los de la influenza? ¿Quién ante una gripa no ha sentido dolor de cabeza, de garganta, cansancio y dolor de huesos? Si el virus es nuevo, ¿por qué ya tienen la medicina y dicen que no nos preocupemos?

La influenza y el terror que causa se parecen mucho a los síntomas de nuestras enfermedades conocidas, estacionarias, pero ahora tiene el carácter del sida o del cáncer mortal y, por tanto, un estornudo es una agonía.

Noam Klein, en su libro La doctrina del shock, sostiene que la teoría del shock en los individuos (como cuando los pacientes con problemas mentales eran tratados con electrochoques) funciona de la misma manera con sociedades enteras. El shock puede ser un desastre natural, un ataque terrorista, una guerra (o una epidemia), lo que nos convierte a todos en niños desorientados en búsqueda de líderes que nos protejan. Se convierte en terrorista el que no crea en ellos. Contra el mal, una recomendación: mejor morir que dejar de besar.



::Democracia Ya, Patria Para Todos. Apoyando al Lic. Andrés Manuel López Obrador en 2009::

Puso la OMS en evidencia al gobierno panista



Foto: César Huerta/Extensión Medios

Por Víctor Hernández
28 de Abril, 2009 - 00:00
SDP

Ayer la Organización Mundial de la Salud (OMS) soltó una auténtica bomba que dejó muy en evidencia al gobierno panista de Felipe Calderón.

No fue la alerta de nivel 4 sobre la influenza porcina. Esa alerta lo que significa es que la influenza porcina es muy contagiosa, pero no letal.

No; la verdadera bomba fueron las declaraciones del experto en seguridad sanitaria de la OMS, Keiji Fukuda, quien aseguró que el virus de la influenza porcina es "suave" y que las personas que murieron en México presuntamente por influenza porcina tenían "otras patologías", es decir, otras enfermedades.

Fukuda hizo estas declaraciones para explicar por qué no le parecía recomendable que se emitieran restricciones de viajes o de comercio. De acuerdo con Fukuda, la medida no será de mucha utilidad ya que "el virus ya está muy extendido geograficamente."

De hecho, la OMS de plano dijo que en vez de enfocarse en tratar de contener el virus, los paises deberían enfocarse en tratar a la influenza con antivirales.

Es decir, la OMS virtualmente estaba diciendo que el virus de la influenza porcina no sólo no es grave, sino que las personas que supuestamente murieron por este virus en realidad tenían otros padecimientos que, se infiere, se agravaron con la influenza.

O en otras palabras, la alarma por la influenza en México está a muy poca distancia de resultar ser una tomada de pelo.

Ahora bien; para que la OMS pudiera determinar que los muertos por influenza porcina en México tenían otras enfermedades, forzosamente tuvieron que haber visto la información de los cuadros médicos de esas personas que estaban en poder de las autoridades de salud.

¿Por qué la secretaría de salud a cargo de José Ángel Córdova Villalobos nunca reveló al público mexicano esta información? ¿Por qué se quedó callado? Si de verdad es un médico competente, Córdova Villalobos debió haber sabido lo que la OMS dio a conocer desde antes de que llegaran a esa conclusión. Pero no lo hizo ¿Por qué?

Tal vez porque si hubiera dicho que la influenza porcina no era causa de alarma, hubiera quedado en evidencia que el gobierno federal panista no provee de los suficientes servicios médicos a una población mayoritariamente pobre y vulnerable a enfermedades no-letales como la influenza. Y que no los provee porque PAN y el PRI no han querido que los haya.

Tal vez porque si más gente se hubiera enfermado hubiera sido también muy notorio que el Seguro Popular no cubre a millones de mexicanos ya que no tienen dinero para pagar la cuota que el gobierno panista les exige para que se los puedan dar.

Tal vez porque hubiera sido más notorio que ante un cuadro de enfermedades causadas por la desnutrición o la falta de atención médica, lo que le urge a México no son cubrebocas, sino un gobierno que de verdad saque a la gente de la pobreza y le de cobertura médica gratuita tal y como se hace en paises como Inglaterra.

Tal vez porque sin una alarma por la influenza, Felipe Calderón no hubiera podido emitir un decreto para permitir los allanamientos a casas habitación disque para combatir la influenza sin que nadie le reclamara.

Tal vez porque sin esa misma alarma, el gobernador panista de Jalisco, Emilio González Márquez no hubiera podido ordenar cerrar los antros de Puerto Vallarta sin cerrar las escuelas.

Tal vez porque sin esa alarma no hubiera sido amedrentar a la población a tal grado que los hizo esconderse en sus casas y obedecer lo que les dijeran sin chistar.

Tal vez porque hubiera quedado claro que en un estado fallido la gente se muere por enfermedades que en otros paises no matan a nadie.

Ahora tanto el gobierno panista como los medios pretenden lavarse la cara por la crisis de pánico que causaron sin motivo real dando las cifras de recuperación de los pacientes que debieron haber dado desde hace tres días.

Sí; tanto Córdova Villalobos como los medios ahora se están enfocado ahora en decir que ya está bajando el número de enfermos de influenza. Lástima que no dijeron eso ayer en la mañana cuando se les ocurrió alarmar a todo el país suspendiendo clases en toda la república.

José Ángel Córdova Villalobos debe renunciar a la Secretaría de Salud por inepto. Y Calderón debe reunciar a ser el titular del ejecutivo por haberse colgado del pretexto la influenza para violar la constitución mediante un decreto que autoriza los allanamientos de morada sin un motivo real.

Dudo que vayan a renunciar por esto--a pesar de que causaron una de las crisis de miedo más fuertes en tiempos recientes a nivel nacional e internacional--por lo cual solamente hay un camino para evitar que gente como ellos vuelvan a estar en el poder: no votando nunca más por los partidos que los llevaron al poder: el PAN y el PRI.

PD: el mensaje para celular de hoy:
La gente de lo que se muere es de pobreza, no de influenza. No votaré por el PAN ni por el PRI. Reenvía.

PD2: Pierde DF 728 millones de pesos a diario por el miedo que causó el gobierno por la influenza. Malo que fuera por un plantón en Reforma. Entonces sí se quejarían los panistas.

::Democracia Ya, Patria Para Todos. Apoyando al Lic. Andrés Manuel López Obrador en 2009::

Sobre la gripe española


El fantasma de la 'gripe española'

La pandemia acabó en 1918 con cuatro veces más muertos que la Gran Guerra

La I Guerra Mundial terminó en 1918 con nueve millones de muertos. La gripe española de ese mismo año acabó con la vida de 40 millones de personas. Fue la peor de las tres epidemias mundiales de gripe del siglo XX (1918, 1957 y 1968), y de hecho la peor pandemia de cualquier tipo registrada en la historia. El virus que la causó no venía de los cerdos, sino de las aves, pero era un H1N1, como el actual. El H1N1 era un virus aviar hasta 1918, y fue la gripe española quien lo convirtió en una cepa humana típica.

Los países implicados en la Gran Guerra no informaban sobre la epidemia para no desmoralizar a las tropas, de modo que las únicas noticias venían en la prensa española. La gripe española debe su nombre, por tanto, a la censura de tiempos de guerra, y no a su origen, ya que el primer caso se registró en Camp Funston (Kansas) el 4 de marzo de 1918. Por entonces el virus sólo causaba una dolencia respiratoria leve, aunque muy contagiosa, como cualquier gripe. En abril ya se había propagado por toda Norteamérica, y también saltado a Europa con las tropas americanas.

El primer caso de la segunda oleada mortal se registró el 22 de agosto en el puerto francés de Brest, una de las principales entradas de los soldados norteamericanos. Era el mismo virus, porque los afectados por la primera oleada estaban inmunizados frente a la segunda. En algún momento del verano, sin embargo, se había convertido en un agente mortal. Causaba neumonía con rapidez, y a menudo la muerte dos días después de los primeros síntomas.

En Camp Devens, Massachusetts, seis días después de comunicarse el primer caso ya había 6.674 contagiados. Los brotes se extendieron a casi todas las partes habitadas del mundo, empezando por los puertos y propagándose por las carreteras principales. Sólo en India hubo 12 millones de muertos.

Fue la llegada del virus a los lugares más recónditos la que permitió reconstruirlo hace cuatro años. Johan Hultin, un médico retirado, y los científicos militares al mando del genetista Jefferey Taubenberger, lograron rescatar los genes del virus de los pulmones de una de sus víctimas, una "mujer gorda" que había muerto en 1918 en un poblado esquimal de Alaska, donde el frío había preservado el material particularmente bien.

Se supo así que el virus de 1918 no tenía ningún gen de tipo humano: era un virus de la gripe aviar, sin mezclas. Tenía, eso sí, 25 mutaciones que lo distinguían de un virus de la gripe aviar típico, y entre ellas debían estar las que le permitieron adaptarse al ser humano. Se supo así que el virus de la gripe española se multiplica 50 veces más que la gripe común tras un día de infección, y 39.000 veces más tras cuatro días. Mata a todos los ratones de laboratorio en menos de una semana.

Los grupos de Terrence Tumpey, de los CDC de Atlanta (los principales laboratorios norteamericanos para el control de epidemias) y Adolfo García-Sastre, del Mount Sinai de Nueva York, se preguntaron luego qué mutaciones del virus de la gripe española podían eliminar su capacidad para transmitirse entre personas. Y el resultado es que bastaban dos mutaciones en su hemaglutinina (la H de H1N1); esas mismas mutaciones puestas del revés bastarían para conferir a un virus aviar una alta capacidad de transmisión entre humanos.

La hemaglutinina es el componente de la superficie del virus que reconoce a las células de su huésped. Es el principal determinante de la especificidad del virus (la especie o lista de especies a las que puede infectar). Lo importante no son tanto los números adosados a la H (H5, H1...), sino los detalles de su secuencia, el orden exacto de sus aminoácidos.

Las dos mutaciones clave afectan críticamente a la interacción de la H con sus receptores en las células animales, que pueden ser de dos tipos: alfa-2,3 o alfa-2,6. Los virus de la gripe aviar se unen preferentemente al receptor alfa-2,3, que se encuentra a altas concentraciones en las células del intestino de las aves acuáticas y costeras. Sin embargo, los virus humanos se unen más eficazmente a los alfa-2,6, que se encuentran en el sistema respiratorio de las personas.

lunes, abril 27, 2009

Nosotros decimos no (27/04/2009)

Influenza porcina e ineficacia gubernamental

Jorge Gómez Naredo

En el rotativo norteamericano más influyente de Estados Unidos, The New York Times, aparece hoy una nota donde se hace una entrevista a Alfred W. Crosby Jr, autor de Pandemias americanas olvidadas: la influenza de 1918. Después de explicar sucintamente cómo viajan los virus, termina con una frase que explica mucho de lo que está sucediendo en México (y en sí, lo dice respecto a México): "In most pandemics most people die of official ineptitude than of infection". ("En la mayoría de las pandemias, mucha gente muere más por la ineptitud oficial que por la infección”). Un dato: hasta el momento, todos los que han muerto por la influenza porcina han sido en este país, en México, aunque se haya propalado por otras partes del mundo. Esto demuestra que el virus sí, existe, y es peligroso (y altamente contagioso), pero que la gente, además de morir por el virus, está muriendo por la ineficacia de las autoridades (unas autoridades, debemos decir y siempre recordar, producto de un fraude electoral).

El maestro, hospitalizado



Hospitalizan otra vez a Benedetti

El año pasado, el literato estuvo varias veces hospitalizado debido a una serie de afecciones respiratorias e inflamación de colon

AP

Montevideo, Uruguay (27 abril 2009).- El escritor uruguayo Mario Benedetti, de 88 años, fue ingresado a un hospital privado por causas no especificadas en lo inmediato, se informó el lunes.

Ariel Silva, secretario del escritor, dijo que "lo único que puedo informar es que Mario está internado".

Explicó que con los médicos que lo atienden se acordó que los informes sobre su estado de salud los brinde la dirección técnica el propio hospital.

El año pasado, el literato estuvo varias veces hospitalizado debido a una serie de afecciones respiratorias e inflamación de colon. Desde entonces casi no ha salido de su departamento céntrico.

Autor de vasta trayectoria, Benedetti escribió, entre otros, de la novela "La Tregua", que se convirtió en uno de sus éxitos literarios.

Su última obra editada es un libro de poemas "Testigo de uno mismo" que fue presentado el año pasado. "Vivir adrede", fue el más reciente de sus éxitos y se trata de otro libro de poemas y vivencias.

Benedetti había recibido a comienzos de este mes el premio ALBA (por Alternativa Bolivariana de las Américas) de parte de los gobiernos de Venezuela y Cuba. Para la entrega de ese premio vino a Montevideo el ministro venezolano de Educación, Francisco Sesto, entre otras autoridades.

El escritor ha recibido numerosos galardones por su obra, el Premio Internacional Menéndez Pelayo en 2005, el Premio Reina Sofía de Poesía Iberoamericana en 1999 y el Premio Iberoamericano José Martí en 2001, entre otros.

De Gara: sobre la influenza, la alarma excesiva y demás cuestiones

GARA > Idatzia > > Eguneko gaiak

Alerta por la gripe porcina

La OMS contempla el riesgo de pandemia por la gripe porcina

Los mensajes de alarma en torno la epidemia de la influenza parecen no ser compartidos por la ciudadanía de la capital mexicana, que, si bien no oculta su preocupación, considera que la desproporcionada magnitud que el Gobierno le da podría ser una tapadera ante diversas reformas legales.

p002_f02_250x128.jpg

Ander PÉREZ | Ruben PASCUAL | México DF

La confirmación de las primeras muertes -ya son 149, según cálculos oficiales- en México a causa de un subtipo del virus H1N1 -influenza o gripe común- que, al parecer, habría mutado de los cerdos a los humanos, encendió todas las alarmas el jueves. Los principales medios de comunicación internacionales, ante la casi simultánea aparición de nuevos casos no mortales en los estados estadounidenses de Texas y Califor- nia, se hicieron eco de la noticia mediante mensajes de alarma; que se acentuaron aún más cuando OMS intervino en el asunto y comenzó a tomar medidas y a hacer recomendaciones a los estados afectados.

En medio de esta alerta sanitaria por el brote de gripe, que según el secretario de Salud del Gobierno federal mexicano, José Antonio Córdova Villalobos, se encuentra en «su momento más álgido», un seísmo de 5,7 grados de magnitud en la escala de Richter sacudió ayer a la capital mexicana y provocó el pánico entre la población. El temblor, cuyo epicentro se situó en las costas del Estado de Guerrero, al sur del país, se sintió en la rueda de prensa que en ese momento ofrecía el ministro Córdova para dar el último parte sobre la situación sanitaria y reiterar que se reforzarán las medidas preventivas y de atención necesarias para su contención. De hecho, además de la cancelación de actos multitudinarios como eventos religiosos, conciertos y conferencias durante el «estado de contingencia sanitaria» de diez días decretado, se suspendieron las clases en todos los niveles educativos en todo el país hasta el 6 de mayo. Además, se estudia la paralización total de actividades en México DF.

La opinión de la ciudadanía, sin embargo, dista mucho de los mensajes alarmistas emitidos por las autoridades y difundidos por los medios de comunicación nacionales e internacionales. La gran mayoría de las personas consultadas por GARA en Ciudad de México, si bien no ocultan su preocupación por los efectos de la epidemia y el miedo a contraer el virus, consideran excesiva la magnitud que Gobierno y agencias informativas dan a los hechos. De esta manera, creen que no es más que una cortina de humo que el Ejecutivo aprovecha para sacar adelante diversas reformas legales polémicas, que en una situación normal producirían probablemente una gran controversia.

En el Zócalo capitalino, punto neurálgico del Distrito Federal, varias personas afines al Partido de la Revolución Democrática (PRD), que perdió las elecciones presidenciales de 2006 ante el PAN (Partido de Acción Nacional) entre denuncias de fraude por parte de organismos nacionales e internacionales, vocean desde sus mesas informativas la consigna «vacunas sí, bozales no». Explican a GARA su temor a que la epidemia presentada por el Gobierno sea utilizada por éste como «pretexto para militarizar el país y tener a la gente en casa para cambiar la Constitución a su antojo». Se refieren así a la aprobación a finales de la semana pasada de un decreto que amplía los ámbitos de intervención de la Policía Federal Preventiva. Además, exigen al Gobierno que, más allá de los cubrebocas (mascarillas), intervenga con acciones más eficientes, como la elaboración o adquisición de antivirales a EEUU, «que los tiene, aunque la bronca es cuánto nos van a cobrar al pueblo».

Ante sus mesas de información, la monumental catedral presenta un aspecto inédito. Lejos de las afluencias dominicales masivas, sólo unos pocos feligreses acuden al templo, portando la obligatoria mascarilla. Uno de los policías federales que lo custodia señala «que mucha gente prefiere quedarse en casa antes que salir a misa o a la calle», un descenso de afluencia que se calcula en torno al 70%. A su lado, los pocos que se animan, acuden al recinto pasando al lado de un cartel que reza «no hay bautismos, ni confirmaciones, ni misas hasta nuevo aviso».

Federico Reyes, barrendero al servicio del Gobierno del DF, critica que se haya dejado llevar «la situación hasta lo último, habiendo podido prevenirla». No se preocupa por no llevar cubrebocas, porque además de considerar que debería ser el Ejecutivo para el que trabaja quien «las suministre al personal», cree que «cuando le toca a uno no importa que se cubra o no». Ante la catedral, sentencia: «La cosa es que uno tenga fe».

Alarma excesiva

La ciudadanía comparte la opinión de que los mensajes divulgados tanto por el Gobierno como por los medios de comunicación son excesivamente alarmistas. Un ciudadano acompañado por su hijo se interesa por la información difundida en otros países, como forma de contrastar los discursos de las autoridades mexicanas y la prensa afín a éste. A su entender, «ni siquiera un 80% de los mexicanos cree en sus políticos y sospecha que la relevancia dada a la epidemia no es sino una mera distracción política».

Una farmacéutica confirma la leyenda del cartel que en su establecimiento advierte de que «no hay cubrebocas». Explica que el viernes, en sólo dos horas distribuyeron mil mascarillas, situación que se repitió en multitud de farmacias a lo largo y ancho de la ciudad. «Me desconcierta tanto escándalo -opina- cuando en realidad no se sabe tanto, no hay datos. Nada más están asustando».

Lo mismo opinan tres universitarios que aguardan en la Terminal de Autobuses de Pasajeros de Oriente al autocar que los llevará de regreso a Oaxaca. Consideran que los mensajes gubernamentales son «una forma de tapar los problemas, como la crisis económica, utilizando para ello la alarma». No niegan la existencia de la enfermedad, ni hacen oídos sordos a las recomendaciones de prevención, pero tampoco creen en las cifras oficiales y en los discursos de las autoridades. Son parte de los millones de afectados por la suspensión de las clases. Si bien reconocen que muchos estudiantes saludan la decisión y hacen planes para lo que consideran «diez días de vacaciones», subrayan la «magnitud de la medida». No obstante, creen que ésta, como el resto, es una acción prudente de cara a la prevención y de precaución ante el virus.

La suspensión de clases -hecho que no se repetía desde el terremoto que en 1985 devastó la ciudad- se une al cierre ya mencionado de locales de acceso público y a la habilitación de personal en labores de infor- mación y prevención de la enfermedad. En varias estaciones de metro, unidades de las Fuerzas Armadas hacen frente a duras penas a la gran demanda de mascarillas por parte de los usuarios. A su vez, personal de la Secretaría de Salud reparte -paradójicamente, sin llevar cubrebocas en algunos casos- folletos informativos relativos a la prevención para evitar el contagio virus.

Preocupación

De cualquier forma, tales medidas no terminan de aplacar la preocupación de la ciudadanía, que aún desconfiando de las acciones que el Gobierno pudiera esconder tras sus mensajes, no oculta el temor ante los efectos del nuevo virus de influenza. Prueba de ello, Rosalinda Pérez explica en el exterior del Hospital General que «la gente está muy asustada, y nuestros familiares que no viven en México nos han aconsejado no salir y tener el menor contacto posible con la gente».

Estas manifestaciones de temor también son patentes en el servicio de urgencias del citado centro sanitario. Este hospital no ha aplicado por el momento medidas de protección excepcionales, salvo el uso de un doble cubrebocas por parte del personal. La encargada que controla las entradas y salidas del recinto confirma la gran afluencia de gente que presenta síntomas similares a los del virus epidémico. Sin embargo, constata que «de todos las personas que fueron examinadas aquí ayer, ninguna padecía la influenza». Esto confirmaría la preocupación de la gente que ante efectos tan cotidianos como toses o dolores de cabeza, acude a los servicios médicos creyendo que padece el mencionado virus.

La intranquilidad ha hecho mella en acciones tan cotidianas como viajar en metro o salir a la calle, en una ciudad que por su propia extensión está en constante movimiento. De esta manera, la imagen del metro en estos días dista mucho de los habituales vagones cargados de personas, llenos hasta la bandera. Los usuarios, sentados en los asientos que normalmente son privilegio de unos pocos, miran con recelo a su alrededor, atentos a cada estornudo.

El regente de un puesto de comida en la estación San Lázaro de la red metropolitana de transporte, da cuenta de la situación mientras exprime naranjas para elaborar dos zumos. «Ayer aún había algo más de gente -se lamenta-, pero hoy no hay ni 700 pesos en la caja, cuando lo habitual suelen ser unos 5.000 por día».

Sin capacidad para ignorar la noticia que llena periódicos e informativos televisivos y se configura como único tema de conversación, la segunda urbe más poblada de mundo aguarda con preocupación el paso de los días, con esperanza de que los diez días de alarma decretados por las autoridades coincidan con el final del poder expansivo de la epidemia. En una ciudad que, según datos oficiales, cuenta con unos 20 millones de habitantes, son pocos los ciudadanos que conocen a alguien infectado por el virus, y es prácticamente insignificante el número -sin que esto niegue su relevancia- de quienes lo padecen, más de 1.500 -aún sin confirmar-.

No obstante, la dimensión adquirida por la noticia, en parte por tratarse de una enfermedad desconocida en los humanos y en parte por la relevancia dada por el Gobierno a este fenómeno para, según muchos, distraer a la población, dispara el temor mucho más allá de ese millar, extendiéndolo a toda la ciudad, al país, e incluso al mundo. Los ciudadanos del foco principal, el Distrito Federal, se enfrentan a la realidad lamentando que «es triste que tenga que pasar esto para que el mundo mire a México».

Manifestación de comerciantes ambulantes de Guadalajara

César Huerta
Extensión Medios

Hace algunos momentos en el centro de Guadalajara se registró una manifestación de comerciantes ambulantes de diferentes puntos de la ciudad. La marcha es convocada por el Frente de Resistencia de Comerciantes del Estado de Jalisco A.C. y AACA ac (Asistencia Alimentaria Comerciantes en Acción).

Las comerciantes denuncian ser víctimas de extorsión por parte del personal de Inspección y Vigilancia del Ayuntamiento de Guadalajara. Y piden la remoción de Nicolás Lemus, titular del Departamento de Inspección a Mercados y Espacios Abiertos, ya que aseguran es él responsable de los cobros y corrupción de la dependencia a su cargo.







::Democracia Ya, Patria Para Todos. Apoyando al Lic. Andrés Manuel López Obrador en 2009::

Julio Hernandez, comentarios sobre la "Epidemia de influenza porcina"


La jornada de Hoy 27 de abril de 2009
Astillero

Todo de un golpe: mediante un simple decreto, sin siquiera tomar la opinión del congreso pripánicamente controlado, el ocupante de Los Pinos se otorgó a sí mismo (a través de su dependiente, el secretario de Salud) facultades discrecionales para aislar individuos, allanar casas y locales, hacer compras cuantiosas sin licitación pública y suspender concentraciones públicas (¡Aguas: llegó la SS!). Además, la crisis provocada por la influenza opacó y desequilibró las campañas electorales en puerta, incrementó la desesperanza cívica, introdujo el virus de la desconfianza y elevó el del conservadurismo en la plaza normalmente liberal del Distrito Federal, colocó en las calles de esta capital del país a soldados en misiones hoy solamente sanitarias, permitió que por televisión abierta de alcance nacional (Televisión Azteca) se transmitieran misas católicas y tendió una cortina de humo viral sobre temas polémicos en curso como las cuentas públicas de Fox, la propuesta felipista del estado militar de emergencia, las amenazas de represión neoporfirista en Cananea y el escándalo de la Lotería Nacional en Campeche (donde Germán alegremente reinstaló como coordinador de la campaña panista a uno de los acusados por el caso de soborno).

El tapabocas político y social tiene como antecedentes los manejos tramposos que los mismos dictaminadores de hoy han hecho en temas como el narcotráfico, la crisis económica y los préstamos recientes (sólo ayer, 205 millones de dólares del Banco Mundial). La suspicacia colectiva va de los diez mil muertos por asuntos de drogas al riesgo de fallecimientos por una epidemia tardíamente detectada y mal manejada; del catarrito de Carstens y la fanfarronería original de Calderón a la influenza porcina que en otras latitudes no ha provocado el estremecimiento que en México; de la buena fe y la evidencia mediática de que el problema es real al temor de que esté siendo utilizado políticamente por los siempre desesperados ocupantes ilegítimos del poder mexicano, deseosos de trastocar los escenarios electorales que en estos momentos les auguraban derrotas sonoras en comicios federales y locales; de la creencia en las intenciones más o menos buenas de los gobernantes a La doctrina del shock, el libro en que Naoime Klein (No logo) demuestra que el capitalismo emplea constantemente la violencia, el terrorismo contra el individuo y la sociedad.

Lejos de ser el camino hacia la libertad, se aprovecha de las crisis para introducir impopulares medidas de choque económico, a menudo acompañadas de otras formas de shock no tan metafóricas: el golpe de la porra de los policías, las torturas con electroshocks o la picana en las celdas de las cárceles
.

Hechos públicos, intenciones privadas (aunque, ¿cuán comprobable es lo que hasta ahora las autoridades federales y capitalinas han mantenido en el controlado ámbito de las declaraciones a los medios, sin dar datos específicos de los muertos, sin permitir que especialistas independientes analicen los reportes médicos y tengan acceso a evidencias biológicas de la epidemia?). Desgracia pública, negocios privados. Catástrofe de temporada, apocalipsis de fin de semana, adiós momentáneo pero augural a la convivencia táctil (no a los saludos de mano y de beso) y el médico guanajuatense Córdova saliendo al paso, junto con el trastabillante semisecretario de Educación, Alonso Lujambio, que habría reprobado un Enlace de primero de primaria por no saber contar ni el número de días que no habrá clase (tres y pico, dijo el funcionario), y el sargento Javier Lozano, que para compensar los malos tratos a los obreros se desvivió en amabilidad hacia los empresarios para ver si les da su regalada gana atender las circunstancias difíciles del país y no aprovechan la situación para correr o castigar a quienes falten al trabajo o lleguen tarde.

¿1984 con el Big Brother epidémico o los preparativos para filmar una versión local del guión de los hermanos Wachowski que acá se llamaría Con D de Desconfianza o el 666 conmemorativo del segundo año de la legalización del aborto en el Distrito Federal (regreso a clases, el 6 de mayo; dinero disponible para enfrentar el problema, 6 mil millones de pesos; número de tapabocas repartidos en el D.F., 6 millones)? El desamor en los tiempos de la influenza a partir de los tapabocas de azul panista. Ciudadanos sometidos a la dictadura de la miseria institucionalizada, con sistemas de salud abatidos por la corrupción de funcionarios y empresarios y por el pensamiento neoliberal todavía dominante en las élites. Cuerpo social extenuado que de pronto se encuentra con los anuncios de fin de mundo mientras, por ejemplo, en Estados Unidos, los casos son pocos, controlados y sin muertes. En Washington se declaró ayer el estado de emergencia de salud pública, pero ello no es sino un mecanismo usual para destrabar fondos que permitan enfrentar oportunamente determinadas incidencias susceptibles de empeorar. Y ayer mismo, John Brenman, el asistente de la Casa Blanca para asuntos de seguridad interna, negó (y con ello le dio fuerza a la especulación) que lo sucedido en México fuese un bioterrorismo y aseguró que es muy temprano para saber si hubo una acción premeditada para generar el brote de influenza porcina.

Pero, mientras son peras o son porcinos, el panorama político y social cambia en México, con el virus del miedo reproduciéndose aceleradamente y con analistas atentos en las alturas a las reacciones de la sociedad y los opositores al poder ante decisiones que avanzan en la instalación de mecanismos de amedrentamiento colectivo que inhiban participaciones electorales, que ante el peligro real o exagerado fomenten el conservadurismo, que vayan arrinconando incluso la idea de lo electoral y lo democrático y que permitan continuar con formas de control arbitrarias, con prolongados estados de excepción, sea por razones médicas, militares o sociales. ¡Hasta mañana!



::Democracia Ya, Patria Para Todos. Apoyando al Lic. Andrés Manuel López Obrador en 2009::

domingo, abril 26, 2009

¿Ataque biológico en México y EEUU?

Bioterrorismo es el término utilizado para definir el empleo criminal de microorganismos patógenos, toxinas o sustancias dañinas contra la población con el propósito de generar enfermedad, muerte, pánico y terror.

Es utilizado también para denominar la introducción en un país de material biológico con agentes fitopatógenos, enfermedades cuarentenarias, insumos químicos o cualquier otro tipo de material que atente contra la vida y la salud de las personas.
Referencia de wikipedia

Nota del que subió el vídeo:
Mi intención no es meterte miedo, simplemente informarte en base a las profundas investigaciones de este estudioso para que estes prevenido. Lo que se dice en estos videos se debe de tomar con cautela y queda a tu criterio.

Las demás partes:

http://www.youtube.com/watch?v=zuzTgo10608 (Parte 2)
http://www.youtube.com/watch?v=hYFSUI7IZao (Parte 3)
http://www.youtube.com/watch?v=wUAn_UpORX8 (Parte 4)
http://www.youtube.com/watch?v=Er8mx9... (Parte 5)
http://www.youtube.com/watch?v=EgcNN2z61rM (Parte 6)

--INFORMATE--

En el video numero 4 el audio falla puesto que tumbaron la trasmision del programa, asi que a partir del minuto 5:21 del mismo se sugiere usar audifonos.

En el video numero 5 se recomienda usar tambien los audifonos... EN EL 6 EL AUDIO RETORNA A LA NORMALIDAD.

NOTA:
ES CURIOSO COMO EN UN NOTICIERO DE LA CIUDAD DE MEXICO, EL PERIODISTA A CARGO DE CONDUCIR DICHO PROGRAMA, REALIZO UN COMENTARIO Y CITO: "MIREN LO QUE NOS DEJO OBAMA!!"

AHORA DIGO QUE ES CURIOSO POR QUE ESE MISMO DIA EN QUE OBAMA ESTUVO DE VISITA OFICIAL EN LOS ESTADOS UNIDOS MEXICANOS, FUE: ¡CUANDO EMPEZÓ LA EPIDEMIA EN MEXICO!

radioamloTV