::::

viernes, junio 29, 2007

Yo estuve ahí

Javier Palou García

palou2006@hotmail.com


UN AÑO Y LOS LADRONES SIGUEN PRÓFUGOS



“los grandes espíritus siempre han encontrado violenta oposición, de parte de los mediocres, estos últimos no pueden entender cuando un hombre no sucumbe impensadamente a sus prejuicios hereditarios sino que, honestamente y con coraje usa su inteligencia.

Albert Einstein

Se ha cumplido un año de la elección del 2 de Julio de 2006, elección que ha convertido a un país que por cultura, no por convicción, se resignaba, aceptaba y toleraba, en un país que no se deja, que grita y que demuestra que la elección del año pasado fue, por decir lo menos, una elección de Estado, y el gobierno actual es un -gobierno de facto-, un año ya, y las protestas y la resistencia civil pacífica continúa por todo el territorio nacional, porque hay que decirlo: millones de Mexicanos se sienten ofendidos, se sienten traicionados. Cuántas veces no hemos visto lo mismo, por tradición las elecciones eran un teatro en la que participábamos todos, el día que el PRI anunciaba quién sería su candidato, sabíamos al mismo tiempo quién sería el próximo presidente, y sin embargo hoy es diferente, porque en el año 2000 se rompió el encanto del PRI y creímos que junto con él, se rompían las viejas prácticas de los fraudes electorales, que equivocados estábamos, por el contrario, aumentaron y vivimos en el 2006 el fraude más documentado de la historia y los encargados de nuestras Instituciones las convirtieron en una

burla con una gran cantidad de “procedimientos deshonrosos” y en complicidad con el Ejecutivo Vicente Fox Quesada, la Ejecutiva Martha Shagún, sumándose Luís Carlos Ugalde y en el poder Judicial Mariano Azuela, convirtiendo la elección presidencial en un circo de tres pistas y anulando la posibilidad de la continuidad de elegir libremente. Anulando la posibilidad de refundar un nuevo Estado mexicano, lo que no pudieron logran con el desafuero, lo consiguieron el día dos, lo grave en este caso es que no fue, contra Andrés Manuel López Obrador únicamente, esta vez, fue contra más de 15 millones de mexicanos. Se ha acabado el México desmemoriado, es importante recordar los agravios y el 2 de Julio no se olvidará, recordarlo y recordárselos, significa también empezar a crear un futuro esperanzador.


Por ello, hoy más que nunca, el brillante discurso que pronunció AMLO cuando lo desaforaron obtiene relevancia y si usted lo lee atentamente encontrará una radiografía exacta y precisa de “nuestro” México. No hay pierde.


“…Tengo la certeza absoluta de que no se me juzga por violar la ley, sino por mi manera de pensar y actuar, y por lo que pueda representar, junto con otros mexicanos, para el futuro de nuestra patria.
Atendamos lo evidente, diputadas y diputados. En México hoy se debaten dos proyectos de nación, y de nación en la globalidad distintos y contrapuestos, y a los que verdaderamente mandan, junto con los que mal gobiernan al país les preocupa y les molesta que nuestro programa en la ciudad de crecimiento económico, generación de empleos, construcción de obras públicas, de educación, salud y vivienda, y de apoyo a los más humildes y olvidados se propague cada día más, se acredite entre la gente y se aplique a nivel nacional.


Ese es el fondo del asunto. Por eso y por ninguna otra causa nos quieren atajar y me quieren quitar mis derechos políticos con miras a las elecciones del 2006.


Quienes me difaman, calumnian y acusan son los que se creen amos y señores de México, son los que en verdad dominan y mandan en las cúpulas

del PRI y del PAN, son los que mantienen a toda costa una política antipopular y entreguista, son los que ambicionan las privatizaciones del petróleo y de la industria eléctrica, algo que aún no consiguen tras la entrega sucesiva de los bienes nacionales.


Son los que utilizan al Estado para defender intereses particulares y rescatar instituciones financieras en quiebra, son los que al mismo tiempo consideran al Estado una carga y quieren desvanecerlo en todo lo tocante a la promoción del bienestar de los pobres y de los desposeídos, que es también, si bien se ve, el bienestar de una nación corroída por la desigualdad.


Son los que manejan el truco de llamar populismo o paternalismo a lo poco que se destina en beneficio de las mayorías, pero nombran fomento o rescate a lo mucho que se entrega a las minorías rapaces.


Son los partidarios de privatizar las ganancias y de socializar las pérdidas, son los que han triplicado en 20 años la deuda pública de México, son los que defienden la política económica imperante, no obstante su serie de fracasos que dan como resultado el cero crecimiento y el aumento constante del desempleo.


Son los que han socavado la calidad de vida de las clases medias, son los que han convertido al país en un océano de desigualdades con más diferencias económicas y sociales que cuando Morelos proclamó que debía moderarse la indigencia y la opulencia.


Son los que han arruinado la actividad productiva del país y han obligado a millones de mexicanos a dejar sus hogares y sus familias para emigrar a Estados Unidos arriesgándolo todo en busca de lo que mitigue su hambre y su pobreza.


Son los que quieren perpetuar la corrupción, el influyentismo y la impunidad, que son sus señas de identidad. Son ellos los que tienen mucho miedo a que el pueblo opte por un cambio verdadero, y ese miedo cobarde de perder privilegios los lleva a tratar de aplastar a cualquiera que atente contra sus intereses y proponga una patria para todos y una patria para el humillado.


….¿Ese es el estado de derecho que pregonan? ¿Cuál estado de derecho puede haber si en México los encargados de impartir justicia en vez de proteger al débil sólo sirven para legalizar los despojos que comete el fuerte? ¿De cuál estado de derecho hablamos si sólo se castiga a los que no tienen con qué comprar su inocencia? ¿Qué estado de derecho existe si la mayoría de los jueces, magistrados y ministros no tienen el arrojo de sentirse libres y todavía se comportan como empleados del Poder Ejecutivo federal?


¡No, señoras y señores, eso no es estado de derecho! ¡En México, desgraciadamente, el derecho ha significado por lo común lo opuesto a su razón de ser! ¡El derecho que ha imperado ha sido el del dinero y el del poder, por encima de todo! ¡El derecho de un modelo de país exclusivo para los privilegiados y el derecho de destruir a quienes pongan en peligro ese modelo!


….Lamento que el voto útil se haya convertido en voto inútil, que se haya perdido tristemente el tiempo con el llamado "gobierno del cambio" y no se haya logrado nada, absolutamente nada, habiendo tantas demandas nacionales insatisfechas.


Pero no hay mal que por bien no venga. Hacía falta conocer a fondo a los santurrones, a los intolerantes, a los que hipócritamente hablaban de buenas conciencias y del bien común, hacía falta que esas personas se exhibieran sin tapujos, con toda su torpeza, frivolidad, desparpajo, codicia y mala fe, para saber con claridad a qué atenernos.


Diputadas y diputados: como deben suponer, estoy acostumbrado a luchar, no soy de los que aceptan dócilmente condenas injustas. Me voy a defender y espero contar con el apoyo de hombres y mujeres de buena voluntad que creen en la libertad, en la justicia y en la democracia.


Tampoco voy a recurrir a artimañas o a negociaciones vergonzosas, nada, ni siquiera la aspiración al cargo más elevado de la República podría justificar el hacer a un lado la dignidad y los principios.

No soy un ambicioso vulgar. No llevaré a nadie al enfrentamiento. Todo lo que hagamos se inscribirá en el marco de la resistencia civil pacífica.


Repito, ¿de cuándo a acá los más tenaces violadores de la ley, los saqueadores, quieren aparecer como los garantes del estado de derecho? Ustedes me van a juzgar, pero no olviden que todavía falta que a ustedes y a mí nos juzgue la historia. ¡Viva la dignidad! ¡Viva México! .”


Todas y cada una de las acciones que ha emprendido Calderón demuestran claramente su pago a quienes lo ayudaron a robarse la silla presidencial, por ende, demuestran el fraude electoral, aún que se empeñen columnistas y locutores en decir que no está probado, más claro ni el agua, son voces fraudulentas que se protituyen ante unos cuantos pesos. Todas y cada una de las apariciones públicas de Calderón demuestran claramente que el pueblo no se cansa de recordarle que AMLO es quien goza de la simpatía y el aprecio popular.


Hay demasiadas voces que no quieren esperar el juicio de la historia, y trabajan diariamente por lograr un México Moderno.


Vamos a ganar!


Todos los días de 9 a 11 de la mañana te espero en el noticiero “SEROTONINA PURA” que se trasmite por www.radioamlo.org" El canal de la información por Internet”
Palou2006@hotmail.com

No hay comentarios.:

radioamloTV