::::

miércoles, marzo 21, 2012

Cocodrilos voladores

Por Diego Petersen diego.petersen@informador.com.mx
15 de marzo de 2011

Si Fernando Garza es de izquierda, los cocodrilos vuelan. Cuando uno escucha al presidente del PRD Jalisco, Juan Carlos Guerrero Fausto, decir con tal convicción que el Gobierno de Garza al frente del municipio de Guadalajara fue de izquierda, cualquier cosa es posible, hasta que los cocodrilos se levanten del suelo.

Fernando Garza no sólo no es de izquierda, sino que participó en uno de los grupos de derecha más extremos del PAN. Sus orígenes en la política fueron con el llamado Grupo Zapopan, que tomó control del entonces distrito XX (que hoy correspondería a parte del X y parte del VI) junto con Raúl Octavio Espinoza y José María Hernández Quintero, entre otros personajes. Como grupo participaron entre 1984 y 85 con toda la derecha de Jalisco en el movimiento Libertad de Educación, al lado de la Universidad Autónoma, el Opus Dei y el DHIAC, entre otros, para oponerse a la ley Reyes Heroles. De ahí brincaron todos a la precampaña y campaña de Alberto Cárdenas, y Raúl Octavio Espinoza y Garza Martínez ocuparon las carteras de secretario general de Gobierno y secretario particular, respectivamente.

Ya como candidato a Guadalajara, y posteriormente como alcalde, Garza Martínez formó su propio grupo, menos ideológico y más pragmático. Según el joven presidente del PRD, la gestión de Garza se distinguió por su carácter izquierdista, pero en la memoria colectiva están más los escándalos de corrupción y opacidad que otra cosa. Fue en esa administración municipal cuando el gobernador Ramírez Acuña intervino la oficina de Inspección por presuntos actos de corrupción; fue también en esa época en que Garza dijo, ante la prueba de que había declarado un sueldo menor al que efectivamente percibía, “todos mentimos, y qué”; fue la administración del concurso simulado de compra de patrullas, etcétera.

Garza es candidato del PRD no por su trayectoria de izquierda, sino porque así lo quiso Jesús Zambrano. Ante la crisis provocada por la ruptura de Alfaro, el ex alcalde de Guadalajara se convirtió en una opción a la mano. Para el Grupo Universidad, Garza no era el número uno de la lista, y de hecho estuvieron buscando hasta el final alguna otra carta más competitiva y con un perfil más ciudadano. Fernando no era, pues, su consentido, pero sí es alguien con el que han tenido acercamientos desde la época en que era alcalde (la cabeza de playa del grupo UdeG en el PAN, el distinguido ex director del SIAPA, Rodolfo Ocampo, con el primer grupo que trabajó fue con el de Garza).

¿A dónde va a llevar Garza al PRD? No demasiado lejos. A lo que puede aspirar el PRD es a hacer una campaña decorosa, con un político profesional y trabajador. Si levanta más allá de cinco o seis por ciento será un éxito, pero lo divertido será oír al otrora conservador y hoy candidato del PRD definiéndose en temas como los matrimonios del mismo sexo o el derecho a decidir de las mujeres en el embarazo. En política todo es posible, hasta que los cocodrilos vuelen, aunque sea bajito.




::Democracia Ya, Patria Para Todos. Apoyando al Lic. Andrés Manuel López Obrador en 2012::

No hay comentarios.:

radioamloTV