::::

domingo, agosto 31, 2008

Desfiladero Jaime Avilés

foto: Cesar Huerta

Desfiladero

Jaime Avilés
jamastu@gmail.com

■ ¿Veladoras contra la inseguridad pública o contra López Obrador?

A Felipe Calderón se le fue el país de las manos. Hay 16 millones de desempleados, la inflación es la más alta de los últimos 12 años y las bandas del narcotráfico hoy controlan importantes ciudades y regiones, de Chihuahua a Yucatán, dejando una estela de cadáveres, matanzas a la luz del día, ataques a instalaciones militares, cuerpos decapitados, secuestros y venta de protección a incontables negocios, desde inocentes taquerías hasta ruidosos tugurios de table-dance.

Todo el mundo lo dice, lo sabe, lo palpa: este pequeño “gobierno”, que no fue sino una caricatura sin chiste ni gracia, desapareció entre las patas de los caballos, la falta de profesionalismo, la improvisación, la suma de complicidades y la carencia absoluta de un proyecto nacional. Peor todavía, los terribles problemas que ha causado se agravarán más, y más, y más, mientras la sociedad no lo remplace. ¿Cómo llegamos a tal situación de desastre?

En el principio, sobre las ruinas del modelo socialdemócrata del viejo PRI, nos obligaron a beber las medicinas “amargas pero necesarias” del Fondo Monetario Internacional. Miguel de la Madrid sacó a remate las mil 100 empresas que formaban el patrimonio de la nación. Salinas de Gortari consumó la subasta. Ernesto Zedillo vendió los últimos ferrocarriles y la firma estadunidense que se los compró lo nombró gerente para que los administrara.

El saqueo pronto se reflejó en la estadística: en 1996, el Banco de México reportó que 75 por ciento del dinero depositado en los bancos del país estaba en manos de 2.5 por ciento de los “ahorradores”, mientras el restante se lo disputaban 97.5 por ciento de los cuentahabientes. En 15 años, el neoliberalismo produjo una concentración de riqueza tan injusta como la que existió aquí durante el virreinato.

Cuando un grupúsculo de ricachones se adueñó de casi todas las empresas del Estado –con excepción de Petróleos Mexicanos (Pemex) y la Comisión Federal de Electricidad–, Salinas “arregló” la Constitución para que Vicente Fox pudiera ser presidente de la República. Un sexenio más tarde Zedillo hundió al PRI para que Fox ganara las elecciones presidenciales y, gracias a ambos, el ranchero salvaje de Guanajuato encabezó “un gobierno de empresarios por empresarios para empresarios”.

Entre 2001 y 2006 –de acuerdo con datos oficiales de la Auditoría Superior de la Federación–, Fox “devolvió” a los 50 mayores empresarios del país 604 mil millones de pesos, suma idéntica a la que esos magnates en conjunto pagaron al fisco por concepto de impuestos en el mismo periodo. Éstos no dudaron en respaldar a Fox cuando trató de encarcelar a Andrés Manuel López Obrador en 2005, ni en bendecir el fraude electoral de 2006; sabían que el eventual triunfo del tabasqueño les quitaría tan abusivo privilegio.

Conmovido por la adhesión “espontánea” que le manifestaron en aquellos momentos difíciles, Calderón mantuvo la política foxista de no cobrarles impuestos a los más ricos: en el primer semestre de 2008 ya les devolvió 93 mil millones de pesos por concepto de “incentivos fiscales”. Huelga decir que tanto los 604 mil millones de pesos que Fox le robó a la nación para agasajar a sus cómplices, como los 93 mil que acaba de dilapidar Calderón, provienen de las ventas excedentes del petróleo, es decir, del dinero no presupuestado ni comprometido para su gasto que Pemex recibió gracias al aumento constante del precio de los hidrocarburos.

Por no haber invertido esos recursos en obras productivas, creación de empleos y desarrollo de infraestructura, Fox y Calderón son responsables de que México registre el crecimiento económico más bajo de América Latina, inferior incluso al de Haití, que es una de las naciones más pobres del mundo. Si la ultraderecha panista, en lugar de robarse los 700 mil millones de pesos que Pemex captó por las ventas excedentes de petróleo entre 2001 y 2007, hubiera multiplicado las fuentes de trabajo, fortalecido el campo, modernizado los sistemas educativo y de salud, intensificado la investigación científica y tecnológica y construido las refinerías que faltan para reducir la importación de combustible, nuestro país tendría tasas de crecimiento cercanas a 8 por ciento anual, similares a las de Brasil y Argentina, sólo por debajo de la de Venezuela. Pero no.

Todo fue a dar a las manos de unos cuantos, mientras la miseria y la falta de horizontes empujaban a millones a emigrar a Estados Unidos y la economía paralela de la droga absorbía a cientos de miles de jóvenes del campo, a la periferia de las ciudades y ahora también a las clases medias, que nutren las legiones de sicarios del narcotráfico.

Esta noche, algunos de los principales beneficiarios de esta política impulsada por los últimos presidentes –de De la Madrid a Fox– más el breve espuriato de Calderón marcharán para repudiar la violencia del crimen organizado y la impotencia de las autoridades. En realidad, todos los mexicanos deberíamos acudir a esa movilización para exigir la renuncia del gobierno federal por su incapacidad y corrupción manifiestas. Sin embargo, la prensa identificada con esa minoría y con la ultraderecha no habla sino de López Obrador, como si éste fuera responsable de los más de 5 mil muertos que la descomposición del régimen de facto ha dejado por todo el país.

Quienes encabezan la protesta de esta noche en realidad representan los intereses de aquellos que se benefician de la devolución de impuestos y quieren comprar Pemex. Hace cuatro años apoyaron la intentona del desafuero; después financiaron la campaña del odio que polarizó al país; más tarde bendijeron el fraude electoral que en los hechos constituyó un golpe de Estado y se burlaron del IFE violando las nuevas disposiciones que les prohíben difundir mensajes políticos.

Ahora, usando políticamente el miedo, la angustia, el dolor y la desolación que abruma incluso a sus propios familiares y amigos, pedirán que se implante una especie de dictadura militar, con el Ejército en las calles y la abolición de las garantías individuales, como medida extrema para evitar que Calderón se caiga ante la evidente insatisfacción del pueblo.

Por lo pronto, mañana a las 10 de la mañana, en el Monumento a la Revolución, López Obrador dará a conocer las nuevas medidas que adoptará el Movimiento Nacional en Defensa del Petróleo, si el PRIAN, una vez reabierto el Congreso, vuelve a intentar la privatización de Pemex. En tal caso –millones de mexicanos lo saben– sobrevendrá un paro indefinido, con cierre de autopistas, para evitar que nos arrebaten lo último que nos queda.



::Democracia Ya, Patria Para Todos. Apoyando a Andrés Manuel López Obrador en 2008::

Jorge Gómez Naredo :: La Universidad de Guadalajara: crisis sin democracia ::

foto: Cesar Huerta


La Universidad de Guadalajara: crisis sin democracia

El embrollo: lo legal y lo no legal

Ayer, la Universidad de Guadalajara amaneció en crisis y con dos rectores. El viernes pasado, el Consejo General Universitario (CGU) destituyó a Carlos Briseño Torres como rector general y en su lugar eligió a Marco Antonio Cortés Guajardo. Los consejeros universitarios que llevaron a cabo estas acciones argumentaron que Briseño Torres había cometido “faltas graves”. Según la Ley Orgánica de la UdeG, en su artículo 31, fracción VIII, el CGU tiene la facultad de “elegir al rector general, autorizar sus licencias, aceptar su renuncia y destituirlo por falta grave, en los términos establecidos por el Estatuto General”. En la polémica sesión, Carlos Briseño, en su calidad de presidente del CGU, decidió concluir la reunión por falta de acuerdo para el orden del día; sin embargo, la mayoría de los consejeros decidió lo contrario. Alfredo Peña, secretario general de la UdeG, continuó la sesión como presidente del CGU y se acordó la destitución de Briseño Torres y del vicerrector Gabriel Torres Espinoza.

¿Es posible continuar una sesión cuando el presidente del CGU la dio por concluida en contra de la mayoría de los consejeros? El Estatuto General de la Universidad de Guadalajara (un documento que aclara puntos de la Ley Orgánica) no especifica si es legal o no que el presidente del Consejo dé por finalizada una sesión si no se aprueba el orden del día. Determina que un dictamen puede ser suspendido por falta de quórum, por desórdenes, por acuerdo de dos terceras partes de los consejeros, por moción suspensiva y por receso. Pero esto es solamente para un dictamen, no para una discusión sobre el orden del día. Así pues, existe un problema: ¿fue legal o no que Briseño haya suspendido la sesión? La respuesta no es clara.

Ahora bien, ni la Ley Orgánica ni el Estatuto General de la UdeG establecen cómo (el proceso formal) y bajo qué argumentos el CGU puede destituir al rector. Tampoco indica qué se debe entender por “falta grave”. Así pues, ambos bandos (los briseñistas y los anti-briseñistas) pueden jugar con las leyes, manejarlas e interpretarlas a su antojo. Pero no hay certidumbre acerca de la legalidad: por eso hoy la Universidad tiene dos rectores y los argumentos de ambos pueden ser válidos y pueden ser, al mismo tiempo, inválidos. Un desgarriate, pues.

Lo que ha sido y es

Para nadie es una misterio lo que ha sucedido en la UdeG en las últimas dos décadas. Un grupo se ha consolidado y detenta la mayoría de los puestos de alto nivel. El líder máximo de ese grupo es Raúl Padilla López. Uno de sus hombres más cercanos hasta hace poco tiempo era Carlos Briseño Torres. Este grupo denominado “Universidad” se ha movido entre lo “positivo” y lo “negativo”. Por un lado ha formado eventos culturales tan importantes como la Feria Internacional del Libro, que es reconocida a nivel mundial y, por el otro, ha organizado un sistema corporativo que impide a otros grupos políticos tener peso dentro de la UdeG; es decir, niega pluralidad y libertad de participación al interior de la casa de estudios.

Lo social, lo político y lo universitario

Una comunidad universitaria está conformada por los cuerpos académicos, los estudiantes, los ex alumnos, las autoridades, los administrativos y todos los demás trabajadores de la institución: desde el intendente más humilde hasta el rector. Las universidades públicas son patrimonio de la sociedad, porque es ahí donde se educa a la población, donde se produce y de donde se divulga el conocimiento. Las universidades deben ser autónomas y los conflictos a los que se enfrenten precisan ser solucionados por la misma comunidad universitaria.

La participación política dentro de las universidades públicas necesita ser una constante, pues a través de ella se enseña: la democracia no puede quedar excluida de estas instituciones educativas. Por eso resulta lamentable que en la UdeG la participación política sea poca: estudiantes, académicos y trabajadores poseen mínimos espacios para desarrollar su participación política-universitaria. Quizás no los han conquistado; quizás les han sido robados; quizás no les interesen.

La elite que actualmente domina la UdeG y que en muchas ocasiones toma decisiones que van en contra de los intereses de los universitarios y de la misma Universidad, existe porque la comunidad universitaria no ha luchado por la pluralidad y la democracia dentro de la casa de estudios. El estudiantado es fácilmente manipulable. El viernes pasado, cientos de alumnos de preparatorias y centros universitarios llegaron a la rectoría para gritar y apoyar, para “echar desmadre”, pero no para participar políticamente de manera libre e informada: no sabían por qué estaban ahí. La participación de la comunidad universitaria en los asuntos que le conciernen (y también en los de su entorno sociopolítico) es imprescindible. Y ahora no se ve, o se ve débil, o muy disminuida.

La UdeG no puede estar secuestrada por una elite ni entrar en crisis por una escisión en esa misma elite. La comunidad universitaria debe reivindicar su participación política, su derecho a decidir, a tener voz y a no ser discriminada por su forma de pensar. La cuestión no es eliminar a un grupo político hegemónico para que llegue otro grupo político hegemónico. Lo principal es que existan muchos grupos en libertad de opinar, de elegir y de decidir: en pocas palabras, una verdadera democracia. Por eso hoy lo importante no es quién quede, quién sea el legítimo rector; lo importante es que sea la comunidad universitaria la que decida el futuro de la institución. Una institución, vale la pena recordar, siempre asediada por la derecha y los grupos oligárquicos, los cuales no soportan que el pueblo se eduque, piense, reflexione y critique, es decir, que el pueblo sea libre.

jorge_naredo@yahoo.com



::Democracia Ya, Patria Para Todos. Apoyando a Andrés Manuel López Obrador en 2008::

::::extension radio:::: Domingo 31 de Agosto 2008


Transmision 55 del Domingo 31 de Agosto 2008. Tema: La caída de Calderón, marcha iluminemos México y el panorama de la Universidad de Guadalajara con sus dos rectores, escucha los detalles aquí... Para radioAMLO via internet







::Democracia Ya, Patria Para Todos. Apoyando a Andrés Manuel López Obrador en 2008::

Mensaje de AMLO para el 31 de Agosto 2008

Este es el mensaje del Lic. Andrés Manuel López Obrador para el pueblo de México para el día 31 de Agosto del 2008, respecto al inicio de actividades de la Resistencia Civil Pacífica en defensa del petróleo Mexicano

sábado, agosto 30, 2008

Fraude México 2006 versión completa.

Otra opción visual ante el bombardeo mediático.

Fraude México 2006 versión completa.



Ante la avalancha mediática de los medios por la llamada marcha en contra de la inseguridad. Cortesía de nuestro amigo XHGLC. La versión completa de la película Fraude México 2006, una película sobre la reciente elección presidencial en México del año 2006. Documenta los sucesos ocurridos antes, durante y después de la jornada electoral. Contiene además, evidencias visuales muy elocuentes de práticas fraudulentas registradas por innumerables cámaras ciudadanas.
Lo que no debemos olvidar nunca como mexicanos.

:: Democracia Ya, Patria Para el Humillado. Apoyando al Presidente Legitimo de México LIC. ANDRES MANUEL LOPEZ OBRADOR ::
Publicado por TONATIUH.

Despenalizar el aborto

MarisaBelausteguigoitia
30 de agosto de 2008
El Universal







Hoy es un gran día. La Suprema Corte de Justicia de la Nación tomó una resolución histórica: expresó su opinión acerca de la ley aprobada por la Asamblea Legilsativa del DF en abril de 2007 que despenaliza el aborto dentro de las primeras 12 semanas de embarazo. Con votos de ocho ministros, esta ley sienta un precedente jurisprudencial y los estados pueden iniciar sus procesos de despenalización, si así lo deciden, sin la sombra de la inconstitucionalidad.

Los ministros actuaron como representantes de una institución perteneciente a un Estado laico, democrático que vela por el respeto a las leyes y a los derechos de todos.

Dado el carácter tan apasionado de la defensa de la maternidad, que ha llevado a algunos a reducir a las mujeres a una función de paridoras, “dignificadas” a veces con la de custodias de los hogares, hay que celebrar que la SCNJ mantuvo al centro de la discusión un hecho incontrovertible: el tema de la interrupción legal del embarazo se resolvió en la ALDF. Punto. Tan sencillo y tan significativo como eso.

En el DF ha ganado espacio político y voz una tendencia democrática que busca la equidad, la igualdad de oportunidades y la justicia social. Vivimos en una ciudad llena de jóvenes, mujeres y hombres que se piensan distintos y “más iguales”, quienes construyen con mucha dificultad una ciudad madura, donde la ciudadanía está consciente de la inequidad, la desigualdad, la injusticia. Nuestra ciudad puede ser violenta y caótica, pero es una ciudad que se imagina y se quiere más libre, con mujeres más autónomas, más dueñas de sus cuerpos, más respetadas como seres humanos y como ciudadanas.

Nuestra ciudad no es un paraíso, pero es más habitable que otras para las mujeres que se imaginan libres, para los hombres que han decidido una opción sexual diversa, para los ciudadanos que buscan ejercer más libremente sus derechos y encontrar mejores oportunidades para vivir una vida digna. Podemos mencionar muchos ejemplos de lo que se ha ganado dentro de la orientación democrática en la ALDF: desde las sociedades de convivencia hasta el reglamento de la Ley de Acceso de las Mujeres a una Vida Libre de Violencia o la eutanasia. Se trata de leyes que no imponen conductas, sino que abren espacio al ejercicio de más derechos, que fortalecen la vida democrática.

La ALDF, integrada por representantes ciudadanos elegidos democráticamente, votó en abril 2007 por una ley que hace posible la interrupción legal del embarazo. Una ley que no impone conductas sino que responde a una demanda: la necesidad de resolver un grave problema de salud pública y de justicia social. Ante la imposibilidad de definir con incontrovertible certeza el inicio de la vida, la Asamblea se apegó a criterios jurídicos y bioéticos reconocidos y optó por una medida mesurada que da la posibilidad a todas las mujeres ricas y pobres de esta ciudad de decidir sobre su vida, de elegir libremente su maternidad y de gobernar sobre sus propios cuerpos.

El sentido de esta ley es claro: las voces en contra de ella no alcanzaron ni siquiera el número necesario para que el recurso de inconstitucionalidad se promoviera desde el interior de la propia Asamblea. Por tanto, lo que defendemos quienes argumentamos a favor de la despenalización es un derecho que se ganó en esta ciudad de forma constitucional y democrática en la propia ALDF. Los inconformes con esta ley fueron una minoría. Y así, quienes promovieron el recurso de inconstitucionalidad lo tuvieron que hacer “desde afuera”.

Quienes lo hicieron son además dos funcionarios que nosotros no escogimos y que se caracterizan por su pertenencia partidista y confesional. En el caso de ombudsman, el doctor Soberanes, cabe recordar que algunas de sus recomendaciones u omisiones han causado desasosiego y, sobre todo, que promovió el recurso de inconstitucionalidad pasando por encima de su propio consejo, lo que le resta autoridad moral y demuestra su pretensión de imponer sus criterios personales aun en contra de las reglas de su propia institución. En una democracia, así no se juega, reconoce nuestra SCJN.

Cabe destacar esto en momentos en que el aspecto ideológico y los sesgos pasionales y confesionales en torno al aborto parecían reducir otras voces, las de quienes apoyamos una medida legal con sentido social, de cuya constitucionalidad estamos, junto con la SCJN, seguras.

Nosotras no somos invisibles, tenemos cuerpo y voz, vivimos en una ciudad que ha manifestado su voluntad de forma democrática y que por vías electorales eligió a una Asamblea que hizo su trabajo y concretó una ley aprobada por mayoría. De ahí que nos congratulamos de que la imparcialidad a la que aludió la SCJN fuera la posición de quienes reconocen las pasiones y las ideologías, respetan las posturas a favor y en contra, pero saben privilegiar la deferencia legislativa. Somos muchos quienes queremos vivir en la ciudad que hemos aprendido, con tanto esfuerzo, con tanta ilusión y sentido, a construir en democracia y con responsabilidad social.

Directora del PUEG de la UNAM



::Democracia Ya, Patria Para Todos. Apoyando a Andrés Manuel López Obrador en 2008::

EL PETRÓLEO ES MUCHO MÁS QUE GASOLINA

EL PETRÓLEO ES MUCHO MÁS QUE GASOLINA



En entrevista exclusiva, la Dra. En ciencias Lourdes Guerrero nos comenta como la transformación industrial del petróleo a través de la petroquímica básica y secundaria, puede ser la palanca del desarrollo de México como lo indica nuestro presidente legítimo de México Lic. Andrés Manuel López Obrador.
Al procesar el petróleo crudo se crearían Fuentes de empleo bien pagados e insumos básicos para impulsar el campo a través de fertilizantes.
También se impulsaría la industria textil, la industria alimentaría, la industria farmeseutica, así como la industria de la transformación dándole un valor agregado al petróleo crudo, creando fuentes de empleo e impulsando la economía nacional.

:: Democracia Ya, Patria Para el Humillado. Apoyando al Presidente Legitimo de México LIC. ANDRES MANUEL LOPEZ OBRADOR ::
Publicado por TONATIUH.

el pleito por la u de g

Comentario sobre lo que sucede en la Universidad de Guadalajara.

viernes, agosto 29, 2008

Opinión.- Germán Robles

Germán Robles
Código Político

29 de agosto de 2008



FIL: se tambalea la vitrina

Con la ruptura del “grupo universidad”, es que con toda razón tal como lo plantean algunos periodistas y sectores sociales, el conflicto está en un punto de no retorno; la posibilidad del pacto, del arreglo y el acuerdo político intramuros entre Carlos Briseño y Raúl Padilla López han quedaron agotados. Y en efecto, con ello se abre de manera efectiva el tan necesario debate sobre la universidad, de su futuro, del qué hacer con todas y cada una de sus esferas educativas, labores docentes, actividades y empresas culturales como de gobierno.

Bien que mal, nos guste o no, nos adentramos al comienzo de una larga guerra, hacía un muy espeso caldo de cultivo donde “el ring se irá ampliando”; por ahora el conflicto pasa por la destitución de dos de los principales y más poderosos cargos que tenía Raúl Padilla bajo su control; se advierte por el manejo de eufemismos varios, posturas políticas que buscan la legitimidad de acciones emprendidas y por emprender por parte de Briseño Torres y del otro lado esa suerte de “justificación moral e histórica” con la que Raúl Padilla pretende defender su emporio de industrias, puestos, obras y gestión para impulso a la cultura en Jalisco; eufemismos, verdades a medias en donde cada cual, a su estilo, asume su “verdad” y trata de hacerla rentable, comerciable y digerible a nivel prensa y social. Briseño aquí está ganando la mano.

Guerra por dinero y poder, como de costumbre, que amenaza con extenderse más allá de la grilla provocada por los intereses y la mezquindad de la élite universitaria, rebasará los periodicazos, desplegados, sombrerazos, infiltraciones a la prensa, denuncias cruzadas, lanzamiento de lodo y patadas de ahogado de quién todavía es el jefe máximo en la universidad. Todo lo anterior -aún siendo de impacto político y declarativo- aterrizará en los próximos días y semanas en terreno de lo jurídico y de lo que resulte, las partes en conflicto con todo y sus faunas llevarán el conflicto mismo y su cochinero a los cuerpos administrativos, a la academia, sindicatos y al estudiantado.

Y por si fuera poco, aparecen en el entarimado los resabios del pistolerismo, salidos desde “catacumba”, es decir la FEG la cuál apoya abiertamente a Carlos Briseño, quienes amenazan con tomar rectoría de ser necesario. Los acérrimos enemigos del “capo” ya se compraron el conflicto que tanto esperaban.

Es de esperarse entonces, sin ser ave de mal agüero, una espiral de violencia, de inestabilidad política al seno de la UdeG. Cosa que prende los focos rojos en el gobierno de Emilio González; y al parecer no habrá mesas ni mucho menos “mes de conciliación” que alcancen, pues nadie puede calcular el tamaño de la crisis socio-universitaria si es que esta se dirige hacia “abajo”.
Y se preguntará… ¿porqué se tambalea la Feria Internacional del Libro en Guadalajara?

Primero queda claro que ante la sorpresiva embestida de Carlos Briseño y la sacudida de grandes conflictos y grupos de interés; diversos políticos, empresarios, periodistas así como actores involucrados en los negocios culturales de Raúl Padilla ni tardos ni perezosos saltaron para preguntarse con ánimo soliviantado, “¿Qué va a pasar con la FIL y con la presidencia de Raúl Padilla”? Esa joya de la corona de la que tanto presumen Raúl Padilla, sus amigos, su claque y hasta no pocos de los “matraqueros” del obradorismo en Jalisco.

Y es que una experiencia técnica y administrativa de poco más de veinte años no es poca cosa y prescindir del “capo” en esta tarea hace pensar al menos dos veces las cosas a Briseño; de ahí, su hermetismo y espera para “evaluar” si el señor se va o se queda. Y como bien lo dijo Briseño, “sólo los niños y los borrachos dicen lo que van hacer”…pero sólo ellos, también, dicen la verdad, la misma que encontramos si aplicamos lo contrario a los dichos de los políticos. La cartelera, la farándula del teatro Diana, del Auditorio Telmex, de La FIL y tanto recurso, programa e invitados estén comprometidos por ahora se quedan, es parte de una mesurada estrategia política, anunciar en estos momentos cancelaciones, disminución de presupuesto y recortes de tajo sería como una bomba que ahora no conviene hacer estallar. Briseño lo sabe bien.

Muy cierto que con el capo fuera, también lo estará casi toda su gente; fuera toda la crema y nata de “las relaciones públicas” que son el enlace entre artistas, intelectuales, políticos y promotores financieros con la FIL y fuera con ello tanta componenda, cochupos o arreglos económicos en lo oscurito existan para la comercialización de la misma en el recinto de la expo. ¿Por eso la exclamación... qué va a pasar con la FIL?”. Sí, en un ambiente de cambios, renovación y sustituciones más de uno se tienta el cuello al no saber si le pasaran la guillotina y con ello se dan las especulaciones de aquí al infinito.

Por ello no sólo es que por compromisos, experiencias y relaciones públicas que parecerían insustituibles o difíciles de alcanzar en harto grado de eficacia es que la FIL podría seguir igual al menos este año. Pues en breve podría sujetarse a cambios, y no es que se espere del predecible tambaleo su decrecimiento o incluso su desaparición, pues de toda la perversión presupuestal de la industria ferial de la UdeG, la FIL “programa”, la FIL como "la promoción de la lectura" es de lo más noble y rescatable.

¿Quién en su sano y centrado juicio podría estar en contra de que Guadalajara sea destino cultural a nivel internacional?, ¿que su infraestructura ferial, teatral y cultural estén a la altura de las mejores de América latina? Que en el mundo se nos valore por eso. Nadie.

Pero nadie, con dos dedos de frente, con un sentido mínimo de democracia y valores educativos podría tolerar que sea la universidad pública en un contexto como el mexicano la que impulse todo esto a un altísimo costo social: de mala preparación académica, aulas de vergüenza, rechazados semestrales contados por decenas de miles. Y claro no faltaran los ingenuos y quienes se ungen como “próceres” de la cultura argumentando que “por cada peso que invierte la UdeG, los gobiernos municipales de Zapopan, Guadalajara, de Jalisco, Federal ponen otro peso”... Sí claro, y también el diablo y los que gusten ponen otro peso.

Falso o débil argumento, si es que la universidad deposita, malversa, tira a la basura 40 o 50 centavos o los que sean del único peso que tiene, es un dinero irrecuperable para abastecer la demanda educativa y otras prioridades en el tiempo que estas se precisan. Los recursos son escasos, la demanda mucha y la mezquindad en rectoría y del grupo universidad no menos. ¿Dónde están los beneficios?, ¿acaso se ven reflejados directamente en la infraestructura educativa?

Si esa inversión la hiciese por sí misma una universidad privada, el gobierno u otro grupo de poder, se comprendería, pero de una universidad pública en carestía y en democracia es inaceptable. Inversiones que por cierto nunca se interesarían hacer los privados, pues proyectos como la FIL no permea a todo el “círculo verde”, no les maximiza sus ganancias. Pero eso sí le sacan toda la raja por fuera, es decir en atracción del turismo a sus hoteles y plazas.

Y es que criticar a la FIL en este espacio y sin la coyuntura de por medio resultaba una tarea difícil, pues muchos nos tachaban de "locos", de que "se trata de un sinsentido criticar a la FIL" y que predicábamos en el desierto. Pero no nos hace falta buscar por debajo de las piedras los argumentos. Estos saltan a la vista.

Jóvenes y estudiantes usados como carne de cañón, armando la logística básica del capo para operar la FIL ofreciendo su “servicio social”; ¿los empresarios y gobierno querrían pagar eso? “No que lo haga la universidad y sus estudiantes”, parecerían decir entre risotadas... ¿Ha fortalecido en algo dicha feria, a la Editorial Universidad de Guadalajara? No. ¿Realmente la FIL ha contribuido a un aumento sustancial del hábito de la lectura en los jaliscienses? Los números dicen que no.

A propósito, el editor Felipe Ponce, director de la editorial Arlequín, en entrevista hecha en marzo de 2007 comentó que…” no veía mal la apuesta por los espectáculos comerciales, sin embargo, le parece que la UdeG ha centrado la mayoría de sus esfuerzos en este tipo de proyectos”…”En el ámbito literario, la casa de estudios no publicó nada rescatable.”… Y continúa…"Hay una especie de descontrol. Aunque existe una editorial universitaria y ha destacado por unas excelentes ediciones, éstas contrastan con la mediocridad con las que se hacen en otros Centros".

Es entonces que ese fenómeno llamado “FIL” no es criticado por pocos, y nos sumamos a ellos, y no sólo con argumentos de dignidad pública considerando a aspirantes, alumnos, equipo para aulas, reactivos para laboratorios y hasta piso en preparatorias; no sólo con los argumentos de una redignificación de una institución como la UdeG. Sino que existen diversos ángulos de crítica social hacia el mismo evento.

Resulta inadmisible e incluso repugnante, el “culto” a la personalidad que se maneja en torno a la feria misma, esos falsos orgullos, la frivolidad, la excentricidad hecha fiesta. Todos oyen, han visto sabido y quieren ir a la FIL, pero pocos saben a que van…entre ellos estudiantes de preparatoria que son coptados para asistir a la feria y con todo boleto y “descuento con credencial” pagado; es decir muchos acarreados para el llenadero de la “Expo Guadalajara”. Y van para evitar inasistencia o sanción en alguna de sus notas.

Y es que el codearse entre luminarias de la política, de la literatura, de las artes y a cuanto “famoso” se halle en el recinto resulta alto apetecible en una sociedad de disfraces, doble moral y que pretende la excentricidad y lo cosmopolita cuando no es capaz de abastecer y dar cobertura educativa básica siquiera. La FIL como evento vitrina para exhibirse, como negocio de unos cuantos, como ese reflejo y disfraz de la hipocresía y pobreza cultural de la sociedad tapatía y mexicana. ¿Y la lectura, la democracia, las aulas y el futuro de los estudiantes?... ¿a quién le importa?
En el tintero.
De comedia, la impostura de lo que dice ser una universidad, hablamos del grueso de la comunidad académica, ahí no existe ni se conoce el debate, no hay voz ni aspiración democratica, todos calladitos esperando los reajustes, no vaya ser que por hablar de más arriesguen el prestigio o mejor dicho su status, aspiración o cargo. No hay duda, nadie arriesga la "papa".




::Democracia Ya, Patria Para Todos. Apoyando a Andrés Manuel López Obrador en 2008::

jueves, agosto 28, 2008

Consulta Ciudadana en Jalisco

Imagenes del desarrollo de la consulta ciudadana que se realizó en Jalisco el 24 de Aosto del 2008::::

Opinión.- Germán Robles

Germán Robles
Código Político
28 de agosto de 2008

Estado de guerra en la UdeG.

Tuvieron que pasar casi veinte años de arraigo caciquil, tres rectores y un año con cinco meses de su propia rectoría para que Carlos Briseño - rector de la Universidad de Guadalajara- en una suerte de iluminado, de quién renace en sí mismo y se asume como converso, rompiese de forma definitiva con el tristemente célebre llamado “Grupo Universidad”. Y vaya forma de hacerlo, algunas frases son devastadoras, la estrategia mediática, política y hasta jurídica que el propio Briseño echó a andar en estos días son de “filigrana” exquisita.

No obstante nos preguntamos ¿…porque hasta ahora Carlos?... ¿Sí…porque ahora, veinte años después de compadrazgo político, de tus experiencias vividas de historias como traición y muerte que desterraron a los Ramírez Ladewig del poder de la universidad, de la componenda política con los gobiernos rojos y azules?; ¿porqué… si sabías muy bien del pragmatismo de grupo para hacer del presupuesto público –destinado en principio y teoría a la educación- la materia prima de negocios, arreglos turbios y cumplimiento de caprichos personalísimos?

¿De verdad te diste cuenta “demasiado tarde” de que descubriste el agua turbia y tibia… y a qué sabe la sal? ¿Qué no sabías de que se trataba el negocio?

Y es que tus argumentos quizás alcanzan y pueden prestarse y dar, si se quiere, para un asomo colectivo al deseado cambio democrático en la universidad. Pero no alcanzan para encubrirte con el velo de la ingenuidad y de arrepentimiento. La tuya es una estrategia política, de riesgo total, pero del tamaño del riesgo será el tamaño de la empresa conquistada: la universidad. Como si fuera poca cosa.

No, no es que aquí dudemos en lo más mínimo de la crítica, de las declaraciones, posturas, argumentos y de la política más dura que se recuerde en veinte años en contra de quién -aún así sin dos de sus doce cargos- sigue siendo el jefe y capo mayor del “maximato” en la universidad; quién a propósito ya no es tan innombrable, se llama Raúl, se apellida Padilla López y se le acusa, se le advierte y se le destituye a los oídos y vista de todos.

Resulta plausible, exigible y de esperar no pocas de las propuestas que anunció en últimos días el rector Carlos Briseño quién pretende para la UdeG su revaloración, democratización, gobierno y destino por y para la academia y hasta la “recuperación” de la universidad ídem por parte del pueblo de Jalisco. Parece demagógico, rentable, pero posible.

Sin embargo, resulta difícil de creer, nos ganan las dudas y nos preguntamos si la nueva y sorpresiva postura política de Briseño y su grupo no terminarán siendo mera retórica, que finalmente se pierda entre el recurso fácil del discurso y la realidad de la farsa. La duda por un lado por los antecedentes. La esperanza y confianza, porque, Carlos Briseño está en el arranque de su rectorado y tiene todo por ganar y muy poco que perder, porque ha mandado señales claras y contundentes de terminar con el maximato y es de esperar al menos la consistencia de los mismos. Claro siempre que se sostenga como rector, signe, ponga sus políticas en blanco y negro y establezca que va a pasar con él y los responsables del gobierno de la universidad si es que no cumplen.
Pues aún cuando en distintos círculos de la “opinocracia jalisquilla” y grupúsculos de poder en la UdeG se maneje el suyo como un “suicidio político”; atreverse a romper con un maximato resulta de beneficios apetecibles, locura que si se ejecuta con puntual estrategia puede resultar gananciosa.

Ni tan suicidio
Como plataforma política evocar la democratización en la universidad y la prioridad del gasto programable para más aulas, preparatorias y equipo puede ser una buena coartada.

Y si no es eso, sino acaso su destitución por medio de golpe de estado a manos de Raúl Padilla por medio de su nada democrático “consejo universitario”; ese sería también el motivo y pretexto ideal para catapultar a Carlos Briseño a cuanto cargo, puesto, aspiración o poder de convocatoria y legitimación esté dispuesto y pueda llegar un mártir. Como quiera que sea, si Briseño muestra congruencia, consistencia y llega a tomar medidas sólidas para el fortalecimiento de la universidad podríamos estar asistiendo al nacimiento de un liderazgo, de un líder.
Parecería que por tamañas pretensiones, habría que dejar al tiempo despejar algunas interrogantes y nos obliga por ello a establecer al menos el beneficio de la duda. Pero tiempo habrá que esperar, porque aunque a muchos no les guste esto es apenas el inicio de una guerra por el control económico y político de la universidad que advierte y amenaza con prolongarse, incluso bajarse al nivel de las aulas, la academia y en las estructuras de toda la administración universitaria. Y es que cada vez que hay reacomodos, tumbos, gritos y sombrerazos, más allá de lealtades y principios universitarios está en juego “la papa”, los puestos y privilegios de quienes dependen y tienen su asiento en la UdeG.
¿Será acaso por eso que para el año en curso en el presupuesto ampliado y retrasado que Briseño presentará no sólo se mantiene, sino que aumentan las prerrogativas para la industria ferial y “cultural”?. “Ahora no me los echo encima”, parecería este decir, si es que en efecto pretende reorientar el uso del dinero público para crecer la oferta y calidad educativa.

Por lo pronto, habría que esperar si el próximo sábado, en el pleno del consejo universitario, claro el controlado por el capo máximo, no se echa a andar ese golpe de estado en contra de Briseño para destituirlo por la contundente y bien definida “causa grave” “establecida” en la ley orgánica de dicho instituto. Cosa que llevaría a la universidad a un caos de ingobernabilidad, duplicidad de funciones, confusión, a una crisis de legitimidad de gobierno que pondría en jaque toda la operación y curso normal de la vida académica y la enseñanza, incluyendo las absurdas ferias y negocios culturales.

Y cierto que al propio Raúl Padilla, si algo le significa kriptonita pura, son tres cosas: que desde arriba y desde casa, uno de los suyos lo enfrente, desenmascaré y le ponga el dedo en la llaga; le llame por su nombre y exhiban frente a toda la prensa. Que pretendan o pasen por encima de él. Y la otra que le corten los principales y millonarios tentáculos financieros que hasta anteayer estuvieron a su cargo desde el mismo día que los fundó. En el orgullo y bolsillo, los golpes contra uno de los personajes más acabados del autoritarismo priísta, figura de la camaleónica y pragmática cultura política jalisciense.

Cierto, y por increíble que parezca Raúl Padilla, como no hacía bastante tiempo, se vio presionado, esta vez no pudo mandar a sus personeros, ni a su corte de títeres, ni a la claque a responder por él. Tuvo por el contrario que tragar sapos, alacranes y víboras para responder por sí mismo a través de una misiva signada por él ídem enviada a los medios de comunicación.

Y tal como nos convidó en su misiva enviada anteayer a uno de sus últimos y más efectivo salvavidas mediáticos que es la televisión, es que sí, le tomamos la palabra, con la fuerza de la opinión pública, desde la sociedad civil no seremos pocos los que juzgaremos su papel con argumentos que no se limiten a la justificación de lo frívolo y megalómano de sus obras, señalando en su justa dimensión el tamaño de daño y desastre que el señor “la UdeG ya no debe construir más preparatorias...” y sus lacayos han causado a la universidad.

La demanda y juicio de valor a la que está obligada la sociedad debe basarse en la base económica y capricho personal que dieron origen a sus negocios culturales, a sus pifias disfrazadas, al presunto peculado cometido por sus títeres ex rectores, la malversación o desvío de fondos para áreas, tareas y actividades que no son prioridad, ni causa por las cuales se funda y sirve por principio una universidad pública en democracia, ¿y qué son?... mayor y mejor cobertura de la educación y la matrícula.

Y no sabemos si en su ánimo renovador Carlos Briseño pretenda engañarnos con la verdad, pero preferible esa retórica, esos posibles eufemismos que la defensa y comprensión de los argumentos del capo máximo, en esto que es más que grilla, acusaciones mutuas allá en lo alto. Se trata del futuro, mejor funcionamiento y concepción democrática de la universidad cosa que incumbe a todos. Y es que indigna sobremanera la equidistancia entre comunidad académica y sus órganos de gobierno como clase política, y claro que la podredumbre no sólo se halla en la “partidocracia”, ni en los niveles de gobierno, ni en los poderes de la unión, quienes son el puerquito favorito, sino que está en sindicatos y universidades también.

¿Puede usted creer que la historia de la administración de la UdeG se resume a la historia de los golpes de mano y traiciones?... ¿que la propia comunidad académica es ajena a la discusión y decisión de sus principales órganos de gobierno como la rectoría?, Créalo… sus últimos tres rectores -incluido Briseño- han sido impuestos por un hombre que a nombre de un grupo, reunidos en domicilios privados y dirimiendo como la mafia en una casucha conocida como la “menudería” deciden en nombre de la segunda universidad más grande del país ...De ahí sale "el humo blanco". ¡Hombre, que bárbaro, que democracia; que universidad!

En el tintero.

Por cierto, de engañabobos los llamados a misa del diputado local panista Jorge Salinas, quién al igual que el secretario de gobierno de Jalisco se asumen como protectores del conformismo social, la inmovilidad y el estado actual de cosas. Sí, desde luego, a eso le llaman buscar la “conciliación” y hasta le pusieron mesa, mes y plazo. Sí... cuando ustedes quieran, la clase política con su calidad moral dice cómo, dónde y cuándo van a reconciliar a todos.


::Democracia Ya, Patria Para Todos. Apoyando a Andrés Manuel López Obrador en 2008::

miércoles, agosto 27, 2008

Se fractura la Universidad de Guadalajara


Cesan a Raúl Padilla

En un hecho sin precedentes, el rector general de la Universidad de Guadalajara, Carlos Briseño Torres, destituyó de dos de sus cargos, honoríficos, pero poderosos dentro de la dinámica institucional, al ex rector Raúl Padilla López, nombre fuerte y todavía hasta ahora líder moral del llamado Grupo Universidad, que ha controlado por casi veinte años la segunda universidad pública más grande del país.
El hecho se suma a las declaraciones que un día antes hiciera el propio Briseño Torres, en el sentido de acusar a Padilla López de haber causado "un gran daño a la Universidad" durante el tiempo que ha comandado al mencionado grupo.

Padilla López "se ha amparado en la hegemonía política para hacerse de recursos, para sus intereses político-partidistas y por pervertir el proyecto", dijo Briseño Torres, al invitarlo también a que "diera la cara y dejar de ocultarse detrás de la opacidad y del secreto". Añadió que "no reconocerá más su liderazgo y que no permitirá que las decisiones de la Universidad se tomen más desde la casa de Padilla López", lo que para muchos es la más clara señal de rompimiento y confrontación.

Raúl Padilla López ha sido prácticamente intocable y su poder como líder moral de la Universidad le ha llevado a ser considerado como el más poderoso del occidente del país, que hoy por hoy maneja el segundo presupuesto después del gobierno del estado. Ni Francisco Javier Ramírez Acuña o el actual gobernador Emilio González Márquez han osado trastocar la más mínima estructura de poder de los Padilla, que incluye a su hermano Trinidad y Tonatiuh Bravo Padilla.

Los cargos de los que ha sido despojado Padilla López son como presidente del fideicomiso del Centro Cultural Universitario y del corporativo de empresas universitarias. Sin embargo, Padilla seguirá al frente de otros diez organismos más, entre ellos la Feria Internacional del Libro. "Lo revoco de sus cargos... y deberá abstenerse de realizar cualquier acto, convenio o contrato inherente al cargo que nos ocupa. Sin otro particular, por el momento reciba un cordial saludo, firma su servidor", dijo al leer el comunicado en rueda de prensa este medio día.

Las últimas dos semanas se han caracterizado por fuertes declaraciones entre briseñistas y padillistas; las que han llegado a su punto más alto con la intervención de la corporativa y violenta Federación de Estudiantes de Guadalajara, organización enemiga de los Padilla, en favor del rector Carlos Briseño.

Los consejeros integrantes del Consejo General Universitario, afines en un noventa por ciento a Padilla López, han dejado entrever la posibilidad de destituir al rector.

Los próximos dos días serán definitorios; por un lado si el conflicto interno se resolverá por la vía de la violencia o del diálogo y las leyes. De ser esta última vía parecerá sólo extender y prolongar aún más el conflicto, ya sin retorno ni conciliación, pues se especula que Briseño Torres emprenderá denuncias penales y auditorías contra los padillistas, además de que ha empezado a "cortar cabezas" y a pedir renuncias a algunos funcionarios: "Para restablecer la institucionalidad en la Universidad de Guadalajara no me temblará la mano, no me tiemblan las piernas", amenazó.

Sin embargo, nadie, ningún sector, ni en el PAN ni en el PRI, mucho menos en el PRD, han dado respaldo a Briseño Torres. Para muchos los días de Briseño al frente de la Universidad de Guadalajara están contados. Pero el control de daños, por el momento, no parece estar del lado de Padilla López.

nota SDP
::Democracia Ya, Patria Para Todos. Apoyando a Andrés Manuel López Obrador en 2008::

lunes, agosto 25, 2008

Jorge Gómez Naredo ::Temas y contextos: el petróleo, la delincuencia y la consulta pública::

Temas y contextos: el petróleo, la delincuencia y la consulta pública

JORGE GOMEZ NAREDO

“Reforma energética, ¿y eso qué es?”, respondió una señora que salía del templo Aranzazú, ubicado en la confluencia de las calles Colón y Prisciliano Sánchez, al ser invitada a votar en la consulta pública sobre si se quiere o no la reforma energética presentada por Felipe Calderón en el Congreso de la Unión. Y así –según refirieron voluntarios que ayudaron a la celebración de dicho ejercicio democrático en el estado de Jalisco– mucha gente respondió con frases parecidas: “no sé”, “ahorita no”, “mañana vengo”, “se me olvidó la credencial en mi casa”, “no estoy enterado de ese tema”, “no me meto en política”, etcétera.

¿Por qué muchos jaliscienses no participaron en la consulta pública celebrada ayer?, ¿por qué no están informados de lo que sucede en el país, de la reforma energética?, ¿cómo explicar este ambiente de desinformación?

Los dueños de las televisoras, soldados del Ejecutivo

A diario, las televisoras repiten que hay delincuencia, que se debe hacer algo para detenerla, que el secuestro es un hecho inadmisible, que cómo es posible que el hijo del empresario Alejandro Martí muriera por la inseguridad reinante; que si los gobernantes no pueden, renuncien. Hoy, las pantallas informan sólo y exclusivamente de la “delincuencia” que se da en México. Cubren desmesuradamente las declaraciones de dirigentes de organizaciones en contra de los secuestros. Hacen análisis y siempre concluyen: más penas para que los delincuentes no salgan de la cárcel. Sin embargo, en esas sesudas reflexiones, jamás van más allá: nunca se preguntan las causas. Ni asomo de relacionar la pobreza que viven millones en el país y la falta de puestos de trabajo con el crimen, con la inseguridad. Ellos sólo quieren más penas para quienes delinquen.

Por su parte, un tema como lo que se debe o no hacer con el petróleo mexicano (que debería importar al conjunto de la población y definirá mucho el futuro de la nación) es tratado de una manera marginal. Los debates que se dieron en la Cámara de Senadores, en los cuales la mayoría de los especialistas adujo que la reforma enviada por Calderón es privatizadora y no se debe aceptar, fueron mencionados poco en los noticieros de las televisoras.

En un país donde la mayoría de la población se entera de las cuestiones políticas a través de la televisión, el sesgo que éstas impriman a sus noticias es trascendental para el comportamiento de los ciudadanos. Pese a esta desinformación, en Jalisco muchos votaron por el “no”, por no querer que se privatice Pemex, por no desear que los recursos de la nación que dotan al presupuesto de la mayoría de sus ingresos, sean regalados (con argucias mediáticas) a las empresas extranjeras.

El secuestro, un tema viejo que se convierte en nuevo

El secuestro ha sido un delito recurrente en estos últimos años. Afecta, en la mayoría de los casos, a estratos pudientes de la sociedad: empresarios, políticos, gerentes de empresas trasnacionales, gente de la oligarquía, etcétera. Durante la gestión de Vicente Fox se incrementaron los secuestros en el país. Con Felipe Calderón esta tendencia no ha cambiado. Sin embargo, hoy, cuando exactamente se celebra una discusión sobre la reforma energética y quienes ocupan el Ejecutivo federal pretenden privatizar Pemex, el secuestro se vuelve el único tema digno de la atención de los “analistas políticos” de la televisión y de la mayoría de las radiodifusoras.

El Acuerdo Nacional por la Seguridad, la Justicia y la Legalidad, signado el pasado jueves en la capital del país, donde estuvieron presentes gobernadores, líderes sindicales charros, jefes de diversas iglesias, cúpulas empresariales y dueños de medios de comunicación, además de Felipe Calderón, fue un espectáculo para que los ricos de este país se sintieran más seguros y demostraran su poder.

Este “acuerdo” no ataca las causas de la delincuencia, la cual es producida por la pobreza, la falta de oportunidades y un sistema económico que ha colocado al país en situaciones de crisis recurrentes y de imposibilidad para progresar con equidad y justicia. El cónclave de los “personajes principales” del país fue, sin duda, para evitar el secuestro, no la delincuencia; para castigar, no para solucionar. María Elena Morera, presidenta de México Unido contra la Delincuencia, una organización que se dedica a luchar contra el secuestro, lo mencionó claramente: “debemos ver en poco tiempo una importante disminución en el secuestro y no sólo grandes acuerdos que no se cumplen”. El objetivo fue claro: la lucha es contra el secuestro, no contra la inseguridad en su conjunto.

La delincuencia que afecta a los pobres, ésa no se trató. Las causas de este mal que azota al país ni se mencionaron. El secuestro fue el tema principal. Y los que suelen ser afectados por éste, es decir, los ricos de este país, demostraron que ellos mandan, que ellos son jefes, que ellos impusieron a quien está en la Presidencia y que le exigen ya, pronto, resultados.

La consulta y el petróleo

La consulta pública ha sido desprestigiada por los poderosos y por la elite política panista y priísta: que es del PRD, que los diputados decidan y la sociedad no, que ya es tarde porque los acuerdos ya están, que la gente no importa, que las preguntas están mal hechas, que no se debe preguntar al pueblo su opinión porque éste es ignorante y no sabe nada de nada. Eso dicen, eso argumentan, eso establecen.

Pero la consulta significa un ejercicio democrático. Y es así porque se le pregunta a la gente, porque deberían existir más ejercicios como éste, porque ya basta que siempre se tomen las decisiones importantes del país en una oficina lujosa con gente bien que opina siempre pensando en sus intereses particulares y no en los nacionales. Por eso es importante la consulta. Hizo falta más organización, más planeación, mayor apoyo. Pero aún así, con estos problemas, miles de personas en Jalisco acudieron a votar y dijeron no. Y lo dijeron convencidas. Por eso, por este simple hecho, los gobernantes deben mirar, escuchar y tomar en cuenta los resultados. Hacer lo contrario significa ir en contra del pueblo y de la esencia de la democracia. Lástima que los que usurparon el gobierno hace ya dos años carezcan de sentido común para pensar en la gente.

Los resultados dicen no

Son las seis de la tarde en la plaza del templo de Aranzazú. El conteo, a pesar de las gotas de agua que comienzan a caer, se inicia. A la primera pregunta: “Actualmente la exploración, transporte, distribución, almacenamiento y refinación de los hidrocarburos son actividades exclusivas del gobierno. ¿Está de acuerdo o no está de acuerdo que en estas actividades puedan ahora participar empresas privadas?”, 135 personas dijeron no y 35 sí. La segunda interrogante: “En general, ¿está de acuerdo o no está de acuerdo con que se aprueben las iniciativas relativas a la reforma energética que se debate actualmente en el Congreso?”, 107 votantes expresan no y 66 sí. Los no ganaron, pero también se observa que la costosísima campaña mediática, esa que anuncia a todas horas en radio y televisión que se precisa la reforma, que la reforma va, que es imprescindible, que nos hará mejores y que dejaremos con ella de importar gasolina, ha hecho efecto. Pero los mexicanos, abrumadoramente, expresan no a la privatización. Y si el pueblo dice no, si hay decenas de miles que expresan no, el gobierno calderonista debe respetarlo.

El petróleo, lo importante

No cabe duda que mejorar la seguridad es importante, un derecho de la sociedad, una obligación del gobierno. Pero dicho tema no debe opacar ni nublar la discusión sobre el petróleo. El gobierno de Felipe Calderón llegó a la Presidencia debiendo facturas, facturas que ha comenzado a pagar y que necesita saldar. Una de ellas, quizá la más importante, es la privatización de Pemex. Quienes lo apoyaron quieren la industria energética. Por eso es imprescindible la lucha para que el petróleo continúe siendo de los mexicanos, para que Pemex se modernice, para que se acabe la corrupción en la empresa paraestatal y funja como palanca de desarrollo.

El gobierno de Felipe Calderón ha utilizado el tema de la seguridad para desinformar a la población, para hacer de un problema constante el tema de hoy, el problema de hoy, la necesidad de hoy. Y lo ha hecho para que la reforma energética privatizadora sea aprobada silenciosamente en el Congreso de la Unión mientras se discuten cuántos años se le otorgarán a los secuestrados. Es un juego macabro, una apuesta de un gobierno insensible y agobiado. Por eso la consulta es importante; por eso el petróleo debe ser el tema de hoy; por eso la lucha necesita continuar, fortalecerse y manifestarse: porque es urgente, porque sin ella el país se acercará, todavía más, al caos. Y el caos es indeseable.



::Democracia Ya, Patria Para Todos. Apoyando a Andrés Manuel López Obrador en 2008::

Juan Carlos G. Partida -Opinion-

Agora

JUAN CARLOS G. PARTIDA

La consulta

Los conatos policiales de obstrucción para instalar algunas casillas ayer, sobre todo en Tlajomulco y Guadalajara, son la parte más burda de una estrategia de desprestigio y bloqueo impuesta por el gobierno panista federal y seguida al pie de la letra por sus acólitos jaliscienses. Pero la consulta ciudadana sobre la reforma energética se pudo desarrollar sin contratiempos a final de cuentas y, según las cuentas alegres en el Comité Directivo Estatal perredista, anduvo sobre los 50 mil votantes efectivos; nueve de cada diez dijeron que no querían, pos cómo creen. O con filosofía laguense: uno de cada diez cree que sí urge vender, porque si no, los gringos nos van a meter los ductos por el Golfo.

Algunos jóvenes ansiosos de votar y que no pudieron porque no les entregaron sus credenciales del IFE a tiempo, se comunicaron vía uno de mis cinco lectores para configurar una forma más sutil de evitar presencia en las casillas. César Huerta, “un chavo de 18 años cumplidos”, dijo que hace unas semanas fue al módulo del “Instituto del Fraude Electoral”, hizo sus trámites bien peinado y quedaron de entregársela el 21 de agosto, el viernes pasado.

“Hablé por teléfono y me dicen de una manera despótica que todavía no la tienen, les reclamo y sólo me cuelgan el teléfono”. César dice que un primo que cumplió también 18 años fue antes que él y debieron entregársela el 11 de agosto, pero no la ha recibido tampoco. Y, muchachito encabronado, remata: “Desconfío una vez más de las autoridades electorales que vuelven (a) atentar contra las decisiones que los ciudadanos podríamos tomar en una consulta que hace efectiva la democracia que ellos no pudieron cumplir en el 2006”.

Las preguntas planteadas en la consulta ciudadana fueron precisas, no como la ¿encuesta? del CEO a los estudiantes de la UdeG para a) Correr a Briseño, b) Correr a Briseño y sus boes, c) correr sólo al vicerrector y dejar a Briseño. La de ayer no estuvo para chistes malos por la trascendencia de lo que se planteaba, y como sucedió en las dos etapas regionales previas esta última fase volvió a demostrar como no hay campaña mediática que valga cuando se trata de un robo en descampado, como siempre que se ha “privatizado” las grandes empresas nacionales de antaño.

“1.- Actualmente, la explotación, transporte, distribución, almacenamiento y refinación de los hidrocarburos son actividades exclusivas del gobierno. ¿Está de acuerdo o no está de acuerdo que en esas actividades puedan ahora participar empresas privadas? 2.- En general ¿está de acuerdo o no está de acuerdo con que se aprueben las iniciativas relativas a la reforma energética que se debaten actualmente en el Congreso de la Unión?”.

Así, sencillas, directas. Todos sabemos de lo que se trata, aunque otros nos quieran cambiar espejitos por diamantes. Con eso, al menos 3 millones de mexicanos manifestaron a lo ancho del país su parecer, incluidos los que sí están de acuerdo con FeliPillo y sus intereses comerciales.

Big bang

La violencia ha estado presente en Jalisco desde siempre, pero en los meses más cercanos ha comenzado a manifestar un innegable incremento que parece no estar cerca de parar. Al contrario. Siete asesinados el fin de semana es una cifra escalofriante a la que no deberíamos ver con simple indiferencia como una estadística más. El 2008 se recordará a la larga en Jalisco no por las guerritas por los presupuestos públicos en el gobierno o la UdeG, temas que efectivamente ya van más allá de lo coyuntural pero que no van a lograr superar en el recuerdo el amplio número de ejecutados que se ha dado en lo que va del año, la abominable e increíble crueldad en algunos casos que gloriosamente, para quitarles esa carga de demencia que asusta, Emilio El Encabezado ha llegado a calificar de “espectáculo”.

Los policías coludidos con los hampones también comienzan a aparecer, justamente ajusticiados por sus propios cómplices, o detectados en algunos casos por sus superiores uniformados –sus otros jefes pues– ante la flagrancia y evidencia de sus nexos oscuros, escándalos de todos conocidos al interior de las mismas corporaciones que corren por los pasillos y ante la escalada pública es preciso acotar.

Jalisco se encuentra al filo de la militarización, porque si bien es cierto que se han dado pasos para capturar a algunos de los responsables de estas muertes viles, es también un hecho que eso no ha impedido que la flecha de la violencia siga escalando puestos e imponga nuevas marcas en frecuencia y salvajismo, por lo menos en los años recientes.

Hay que reconocer, mal sería no hacerlo, lo rápido que se ha avanzado en ciertos temas, como el arraigo de trece sujetos relacionados aparentemente con los 7 asesinatos en un despacho de abogados en la colonia Providencia a principios de año, además de un descuartizado y un decapitado. A raíz de ese arraigo hasta ayer se habían incautado siete casas de seguridad, 10 armas de fuego largas y seis automóviles, algunos blindados.

Partidiario

La Calle no es Vida. Es un programa reciente del DIF Jalisco que según eso busca que no haya apoyos directos a las personas como malabaristas, limpiaparabrisas, chicleros, mendigos y un largo etcétera, que ya fue sometido al análisis de la asociación Ombudsman Centro para el Desarrollo y la Participación Social. Se pregunta esta ONG si el estado tiene la capacidad para sustituir el medio de supervivencia de al menos 6 mil personas, les puede restituir todos sus derechos a vivienda, salud y otros supuestos satisfactores consagrados; también se preguntan si la ciudadanía cambiará su cultura de dar apoyo directo para hacerlo mejor a través de asociaciones civiles. Señala Ombudsman que además se debería, antes de extender el programa, aclarar públicamente si se trata de un proyecto humanista, no humanitarista, liberador y no represor, dignificante y no estigmatizante, porque si es así entonces habrá llegado la justicia por fin a las personas que dependen de la calle para sobrevivir…

Y ya con ésta. Ahora resulta que el RIP se quiere someter, a raíz de su 20 Asamblea Nacional, a una cirugía de separación de cuerpos con el PAN y descubre a estas alturas que el gobierno del ¿presidente? FeliPillo es ineficaz en materia económica, fracasado en seguridad pública y con intereses oscuros en su propuesta de reforma energética. Betty La Paredes, Manlio Fabio Beltrones y Emilio Gamboa Patrón (de él) se vieron como un muro según ellos para mostrar que es hora del bisturí. Por eso ahora también, ya localmente, hasta se habla de expulsar a la cincuentena de priístas que como burócrata municipal y estatal también se afiliaron para militar en el PAN y engordarle el caldo a algún precandidato en Guadalajara. Se acerca el 2009 y bueno, es hora de mostrar que el RIP es un partido bueno como opción, crítico público de sus aliados privados que les han soltado migajas para mantenerlos como un satélite de mucho provecho…



::Democracia Ya, Patria Para Todos. Apoyando a Andrés Manuel López Obrador en 2008::

Movilización YA!

Movimiento Nacional por la Soberanía Alimentaria y Energética, los Derechos de los Trabajadores y las Libertades Democráticas

CONVOCA A LA JORNADA NACIONAL DE LUCHA
Entre la crisis política, económica y alimentaria, el autoritarismo, la violencia y la inseguridad, el país está experimentado la más severa crisis social después de la Revolución Mexicana. No obstante, el gobierno se obstina en mantener las políticas que la han generado, sin escuchar ni atender las demandas de la sociedad.

Las organizaciones que integramos el Movimiento Nacional por la Soberanía Alimentaria, Energética, los Derechos de los Trabajadores y las Libertades Democráticas surgido en enero del 2008, seguimos sin respuestas a nuestras demandas y propuestas de solución planteadas a los Poderes Ejecutivo y Legislativo. Somos resultado del descontento acumulado de amplios sectores de la sociedad y también de las propuestas, surgidas de las luchas campesinas, sindicales y ciudadanas, que se han formulado para superar el modelo excluyente y antidemocrático.

La falta de respuestas sustantivas a las demandas del Movimiento y el agravamiento de la situación nacional, tanto por la pérdida del poder adquisitivo de los salarios, la crisis alimentaría, la contracción del mercado interno, como por la continuidad de las estrategias neoliberales, que pretenden imponer una reforma energética privatizadora a pesar de su enorme costo social y político.

A lo anterior se añade la justa indignación ciudadana por los alarmantes niveles de delincuencia, impunidad, corrupción e incapacidad del Estado que no ha logrado darle garantías a la sociedad. Demandamos garantía de Seguridad Humana que comprende protección, desarrollo y bienestar a las personas, es decir, seguridad económica, alimentaria, salud, ambiental, personal, de la comunidad y política, todas ellas responsabilidades y obligaciones del Estado.

Por lo que, convocamos a todas las expresiones campesinas, sindicales, civiles, ciudadanas, al pueblo en general y a toda la sociedad mexicana agraviada por la actual política gubernamental a participar, este primero de septiembre en la:

Jornada Nacional de Lucha Esta movilización es parte de la estrategia y acciones desarrolladas por el Movimiento en el contexto de las luchas por el empleo y el salario, agrarias, por la seguridad social y la defensa del petróleo.

El mensaje de esta Jornada es la protesta por la falta de respuesta a las demandas de la sociedad, de rechazo al modelo económico excluyente y al régimen político antidemocrático que mantiene el actual gobierno.

Los contenidos políticos de la Jornada destacarán las posturas comunes de la sociedad y también las demandas particulares de cada participante, sin menoscabo de la unidad. Se contará con una instancia que coordine la información y se dé a conocer a la opinión pública.

Para ello ponemos a disposición de toda la sociedad, las instancias de coordinación de que ya dispone el Movimiento. Esta Jornada expresará la articulación de todas las formas de lucha y protesta que emprendamos, en el marco de las posibilidades de cada organización. Convocamos a todas las organizaciones campesinas, sindicales, civiles, urbanas, y a toda forma de organización de la ciudadanía, a expresar su descontento y a fortalecer al Movimiento.

Las acciones que cada organización o coalición acuerden realizar el primero de septiembre, por la mañana, podrán ser: paros parciales y sectoriales (de minutos, horas o días), faltas colectivas, bloqueos, caravanas, marchas, volanteos, mítines informativos, foros en espacios públicos, reuniones ciudadanas, conferencias de prensa, plantones ante dependencias públicas, cierre de avenidas o carreteras y muchas otras acciones simbólicas.

El compromiso que se pide a todas las organizaciones participantes es informar inmediatamente del desarrollo de la acción a fin de hacer un reporte que será presentado en los mítines que se realicen por la tarde en las principales capitales del país. En el caso de la Ciudad de México, llevaremos a cabo una manifestación a partir de las 17:00 horas, del Ángel de la Independencia para concluir con un mitin en el Zócalo capitalino, donde daremos un informe de las acciones realizadas a nivel nacional y haremos un pronunciamiento político del Movimiento.

Esta Jornada es parte del proceso por transformar el actual modelo excluyente y antidemocrático, por otro que se sustente en la Soberanía Energética y Alimentaria, los Derechos de los Trabajadores y las Libertades Democráticas. Recurriremos a todos los instrumentos de lucha para lograrlo, incluyendo la Huelga General. México, D. F., a 21 de Agosto de 2008.

Confederación Nacional Campesina (CNC), Consejo Nacional de Organismos Rurales y Pesqueros (CONORP), Unión Nacional de Organizaciones Regionales, Campesinas y Autónomas (UNORCA), Central Campesina Independiente (CCI), Unión CampesinaDemocrática (UCD), Coalición Ciudadana Nacional, Diálogo Nacional, Unión Nacional de Trabajadores (UNT), Coordinadora Nacional de Trabajadores de la Educación (CNTE), Federación Nacional de Sindicatos Universitarios, Coordinadora Nacional de Sindicatos Universitarios y de Educación Superior (CNSUES), Sindicato Nacional de Trabajadores Mineros, Metalúrgicos y Similares de la República Mexicana, Frente Sindical Mexicano (FSM), Movimiento Nacional los de Abajo.

Responsables de la publicación: Fernando Amezcua, Frente Sindical Mexicano y Eduardo Torres, Unión Nacional de Trabajadores


::Democracia Ya, Patria Para Todos. Apoyando a Andrés Manuel López Obrador en 2008::

La consulta en Jalisco si fue un éxito ::Ma. Candelaria Ochoa A.::

foto: Cesar Huerta

La consulta en Jalisco si fue un éxito

Ma. Candelaria Ochoa A.

Este 24 de agosto se realizó en Jalisco, la consulta para votar por el sí o no a la reforma de PEMEX, que en concreto es si o no a privatizarlo. Esta es la tercera fase y fue un éxito porque la gente acudió a las urnas que generalmente en las elecciones constitucionales no se encuentran ubicadas en esos lugares. Y fue un éxito por la grandeza y voluntad de mujeres y hombres quienes participaron de manera activa –tres o cuatro en promedio por mesa- para anotarse en las listas y ubicar una mesa de consulta en donde consideraba que era importante por alguna plaza o municipio del estado. Fue un éxito porque la jornada propiamente dicha no es fácil, se abre a las ocho de la mañana y se cierra a las seis de la tarde en que además de montar las urnas, contar las boletas, solicitar y verificar la credencial para votar, entintar el dedo, realizar el recuento de votos final y trasladar la papelería y el acta hasta donde se le solicitaba. Para eso, tuvieron que permanecer en sus lugares. Y fue un éxito porque la lluvia no les asustó, sino hasta que ya no tuvieron opción y cerraron una hora antes de lo previsto por el aguacero.

Las mesas de consulta estaban por todos lados: plazas principales, tianguis, kioskos, portales o simplemente en las banquetas y fue un éxito porque en promedio votaron 117 personas por mesa, aunque hubo algunas que llegaron a los 400 votos y otras con menos, la gente se interesó por acudir a expresar su opinión. A nadie y eso lo vi y lo pregunté, a nadie, absolutamente nadie fue obligado a votar por la opción del no y casi el 90% por cierto lo hicieron, a pesar de que las preguntas eran complejas.

Las personas que votaron en la mesa de la Glorieta de la Colonia Chapalita en Guadalajara, votaron muy parecido a las otras mesas ubicadas en el municipio más alejado, ganó el no a la privatización.

Jalisco siempre se ha considerado un estado conservador y apático y quizá una buena cantidad de personas lo sean, pero lo cierto es que ahora, esos apáticos llegaron a la mesa de consulta y preguntaban y sacaban su credencial para votar y votaban en secreto –alguno que otro no se escondió tras la mampara- y depositaba su voto en la urna. ¿Cómo es que sucede esto? si se tenía todo en contra para que la gente no estuviera enterada de qué significa la privatización de la iniciativa calderonista, si se la han pasado diciendo en la radio y la televisión, que se requiere construir refinerías y que por eso “urge” la reforma.

Esta no fue una elección constitucional y sin embargo, la gente creyó en ella, confió en las personas que le recibieron su voto.

Sí, también hubo personas a las que cinco minutos les parecieron mucho para opinar y decidieron no hacerlo, lo consideraron una pérdida de tiempo, ya que decían tener prisa.

Este ejercicio ciudadano es fundamental para una sociedad que se presuma democrática, lo deberíamos ejercitar más y hoy en Jalisco fue un éxito a pesar de tener en contra a un gobierno panista, que aunque está altamente descalificado para gobernarnos, sigue ahí, con una actitud altanera, autoritaria y déspota hacia sus gobernados; una consulta que no tuvo recursos económicos para difundirla en los medios masivos de comunicación, y una campaña masiva pagada por el gobierno federal para impulsar la “necesidad” de la reforma, ya que cada minuto desplegaban anuncios de manera incesante a favor de la privatización y todo porque en Texas se procesa la gasolina y aquí no tenemos refinerías.

Cierto, pero no nos dicen por qué allá se procesa la gasolina, ni tampoco el negocio que representa para unos cuantos que se procese allá y menos, el por qué no se han construido refinerías y no se ha invertido en la infraestructura de PEMEX. Tampoco nos dicen cómo es que el líder sindical desde hace casi treinta años, Carlos Romero Dechamps gana dinero para comprarse yates, casas lujosisímas y tener una oficina tan elegate como la de cualquier magnate neoyorquino. Y lo que menos nos dicen es que una buena cantidad de los programas sociales, la educación, la salud, la vivienda entre muchas otras, son financiadas por PEMEX. ¿Será que los empresarios “privados” dediquen sus ganancias multimillonarias a esos programas?

Alguien me decía el otro día, que estaba bien que los teléfonos se hayan privatizado, que porque así hay más competencia, ¿será? ¿Competencia entre quiénes? Porque hasta ahora, sólo tenemos grandes millonarios y pocos beneficiados. Sí hay una gran competencia, pero por las mayores ganancias de quienes utilizamos teléfono, porque pagamos tarifas muy caras en comparación con países desarrollados y el teléfono se ha extendido no sólo para comunicarnos, sino para ganar más. Se privatizaron y también tenemos las tarifas más caras que en países desarrollados.

¿Con quién tendremos competencia sobre el petróleo? ¿Será que lo que quieren es que quienes inviertan en él, paguen 60, 70 u 80% de impuestos? Si así es, no nos preocupemos, pero si no, desde ahora estamos en problemas. Porque además de que a PEMEX se le quita un porcentaje de impuestos que asciende hasta el 90%, con todo y ello, se financian los programas sociales.

Finalmente, hubo un debate en el Senado de la República y una consulta ciudadana y tenemos una disyuntiva: ¿quién gana y quién pierde con la privatización del petróleo? La gente sigue teniendo dudas y por eso salió a la calle y se acercó a las mesas de consulta y se pregunta todavía ¿quiénes ganen con la privatización….?




::Democracia Ya, Patria Para Todos. Apoyando a Andrés Manuel López Obrador en 2008::

domingo, agosto 24, 2008

Jorge Gómez Naredo ::González Márquez, el marxista::

JORGE GÓMEZ NAREDO

González Márquez, el marxista

Emilio González Márquez retoma los textos de Carlos Marx, Federico Engels y Antonio Gramsci; los lee, los reflexiona, cavila acerca de ellos: medita. Va a Estados Unidos (un país que es visitado constantemente por el mandatario jalisciense –con cargo al erario público, por supuesto–) y allá piensa en conceptos como “modos de producción”, “capital”, “hegemonía”, “clases subalternas”, “socialismo utópico y científico”, “propiedad privada”, “conciencia de clase”, etcétera. Sin duda, un estuche de monerías nuestro gobernador. Un observador sagaz, perspicaz y sutil.

Se le ha criticado mucho. Varios se han confrontado con él. En el Congreso del Estado ha logrado lo que se pensaba imposible: unió a los distintos grupos parlamentarios en su contra. Diversos sectores de la sociedad no lo soportan ni olvidan que a los inconformes y críticos de su gestión les regaló dos frases entrañables: “me vale madre” y “chinguen a su madre”. Pero González Márquez tiene pilares importantes para mantenerse en su cargo: la Iglesia católica y el empresariado. Estas alianzas no le impiden, en sus ratos libres (además de tomar clases de Biblia), repasar lecturas de Marx, Engels y Gramsci.

Seguramente Emilio González Márquez piensa que es un hombre incomprendido: él que hace tanto por Jalisco, él que lucha día a día por la sociedad, él que está al tanto de todas las expectativas y problemas de la gente. Su interés, en todo momento (lo ha mencionado infinidad de veces), es mejorar la calidad de vida de sus gobernados. Y lo quiere hacer a través de una innovadora administración que dona dinero para aquí y para allá: dinero a Televisa, a TV Azteca y a organizaciones católicas. Sí, una manera de gobernar inteligente.

El jueves pasado, en un acto para anunciar donaciones a organizaciones que ayudan de diversas maneras a la población (y que, muchas de ellas, son cercanas a la Iglesia católica), González Márquez mencionó: “qué bueno que existen organizaciones con inspiración altruista, qué bueno que existen organizaciones con motivación religiosa. Lo que le interesa a este gobierno de Jalisco es estar con la gente que apoya al pueblo, y ojalá algún día exista el asilo Carlos Marx; ojalá algún día exista el orfanato Federico Engels, y ojalá algún día exista el instituto de apoyos a los indígenas Antonio Granchi [sic]”. No cabe duda, un gobernador marxista.

Sin embargo, existe un problema con el innovador sistema de mejoramiento de la vida de los jaliscienses a través de donaciones: ¿y el estado, dónde está? Se supone que Emilio González Márquez encabeza un gobierno que tiene la obligación de otorgar seguridad social a los ciudadanos: salud, trabajo y bienestar. Donar a instituciones que se dedican a apoyar a la sociedad es una labor necesaria. Pero, ¿dónde queda el estado para cumplir con sus obligaciones? Porque, si la sociedad se organiza y funda organismos que realizan labores que debería efectuar el estado, ¿acaso no se podría pensar en la incapacidad de ese estado o de las personas que lo dirigen?

González Márquez, con las declaraciones hechas en tono de chanza sobre un “asilo Carlos Marx”, un “orfanato Federico Engels” y un “instituto de apoyos a los indígenas Antonio Granchi [sic]”, lo único que demuestra es su ignorancia de lo que significan estos tres teóricos universales. Ni Marx ni los marxistas de hoy y ayer aprobarían un asilo de capital privado porque eso, si seguimos el Manifiesto Comunista de 1848, es “socialismo conservador o burgués”. En palabras de Marx y Engels: “Una parte de la burguesía desea aliviar los males sociales a fin de asegurar la subsistencia de la sociedad burguesa […] Los burgueses socialistas pretenden las condiciones de vida de la sociedad moderna sin las luchas y peligros que surgen necesariamente de ellas […] El socialismo burgués sólo alcanza su expresión pertinente cuando se transforma en mera figura retórica […] El socialismo burgués consiste, precisamente, en afirmar que los burgueses son burgueses…, en interés de la clase trabajadora”. González Márquez, en sus declaraciones del jueves pasado, se descubre como un mandatario que entiende poco de Marx, Engels y Gramsci y nada de lo que hoy es la izquierda y los movimientos sociales en el país. Demuestra que para él, los inconformes con su caótica manera de gobernar son marxistas, comunistas o socialistas. Nada más alejado de la realidad.

El gobernador se pavonea públicamente de su ignorancia, de su incapacidad para comprender al mundo, al país y al estado. Valdría la pena pensar, ¿de qué nos sirve un mandatario que entiende poco de la realidad social y que, además, se dedica desde su puesto a donar (o desviar) recursos públicos a organismos privados y olvida su labor principalísima como eje de la seguridad social? No cabe duda, cada día González Márquez exhibe su ineptitud para gobernar. Esto no le impide que allá, en Estados Unidos, el mandatario jalisciense rastree un asilo llamado Carlos Marx. Tendrá que buscar mucho.

jorge_naredo@yahoo.com


::Democracia Ya, Patria Para Todos. Apoyando a Andrés Manuel López Obrador en 2008::

NUEVA GUERRA POR EL PETROLEO

ESTADOS UNIDOS DETRÁS DE LA GUERRA ENTRE RUSIA Y GEORGIA

De nuestros amigos en resistencia en EU nos envían la versión no ortodoxa de Al Jazeera sobre la guerra entre Georgia y Rusia.



La versión del genocidio es equivocada. Si los EU son encontrados para estar detrás de esto. ellos deberían sostener a Bush como un criminal de guerra e implicado en esta guerra. El mundo ha tenido bastante de matanzas de Estados Unidos. La vida es valiosa y no tiene el derecho de matar a otro ser humano. Esto es triste. Mis solidaridad son con todos aquellos que han sido afectados por esto.

Yo huelo algo raro detrás de este ataque. Esto huele de participación estadounidense y posiblemente de la OTAN el orden del día es el mismo discurso gastado de atentar contra la democracia en Georgia. Los medios de comunicación son mentirosos. ¡Digan la verdad de sobre quién es el agresor verdadero! ¿Quién controla los medios de comunicación estadounidenses? Las corporaciones rapaces que buscan apoderarse del control de los oleoductos.



Los estados unidos apoyan a Georgia por controlar los oleoductos hacia Europa, por ello le reestructuraron su ejercito desde Irak y en pero el 90 por ciento de la población de osetia del sur es pro rusa, incluso tiene pasaporte ruso y lazos familiares con osetia del norte que es totalmente rusa.
Nuevamente otra guerra organizada desde el estados unidos, el control de los oleoductos de energéticos que pasan por Georgia y surten a toda Europa esta en disputa.
Otra guerra por el petróleo, pero ahora es inverso el discurso de Bush. Quieren controlar todos los recursos energéticos del mundo y prueban fuerzas con Rusia.

EU llevaron la guerra invadiendo la soberanía de Irak para apoderarse de su petróleo con un argumento falso de armas químicas de destrucción masiva, ahora los rusos son los malos por hacer los mismo que EU, pero en este caso es justo en las fronteras de seguridad, ¿Con apoyo de quien pretende entrar Georgia a la OTAN? ¿Quién dio armamento nuevo a Georgia para invadir osetia del sur? ¿Quién ordeno invadir osetia del sur mientras el mundo se distraía con los olímpicos en china? ¿Quién quiere el control de los oleoductos que pasan por Georgia? TODAS LAS RESPUESTAS SON EU.

Saludos cordiales, mil disculpas por la mala traducción, Tonátiuh

sábado, agosto 23, 2008

Dr. John Saxe-Fernández: El caso Pemex, asalto a la Nación


El Dr. John Saxe-Fernández, sin duda uno de los mayores expertos en temas tales como: industrias estratégicas, América Latina y seguridad nacional, nos explica cómo las políticas energéticas del gobierno oficial están asesinando a Pemex. Un escándalo.




::Democracia Ya, Patria Para Todos. Apoyando a Andrés Manuel López Obrador en 2008::

viernes, agosto 22, 2008

Operaciones de Pemex en siete paraísos fiscales


Nancy Flores

La inversión de Pemex en más de 20 compañías offshore y vehículos financieros que operan al margen de la legislación mexicana asciende a 33 mil millones de pesos; las sedes principales: Islas Caimán, Luxemburgo, Irlanda, Suiza, Bahamas. Rosendo Zambrano, actual director de PMI Comercio Internacional, entre los operadores de esta red empresarial.

Desde la década de 1990 y hasta la fecha, Petróleos Mexicanos (Pemex) y sus subsidiarias operan una estructura empresarial paralela, establecida en el extranjero: se trata de al menos 20 international bussines corporation o sociedades fantasma y cinco vehículos financieros, habilitados para contratar deuda en nombre de la paraestatal.

Entre sus sedes principales destacan España, Luxemburgo, Irlanda, Suiza, Islas Caimán, Estados Unidos, Países Bajos y Las Bahamas, la mayoría considerados paraísos fiscales por la laxitud de sus leyes financieras. La inversión en capital y en acciones asciende a 33 mil 63 millones 354 mil pesos extraídos del erario, consta en el Informe anual 2007 elaborado por Pemex.

La cifra contrasta con las utilidades, por “efecto de conversión”, de estas empresas que de 2004 a 2006 apenas sumaron 2.06 por ciento de la inversión accionaria, es decir, 684 mil 369 pesos, revela Pemex en su Reporte anual que se presenta de acuerdo con las disposiciones de carácter general aplicables a las emisoras de valores y otros participantes mercado para el año terminado el 31 de diciembre de 2006.

Más aún, por concepto de impuestos pagados al extranjero a nombre de las empresas offshore, Pemex sufragó en ese mismo periodo 11 mil 377 millones de pesos, equivalentes al 34.4 por ciento de la inversión total: 1 mil 414 millones en 2004, 3 mil 776 en 2005 y 6 mil 187 millones de pesos en 2006.

Las empresas

El pasado 17 de julio, el auditor superior Arturo González de Aragón señaló, en el Senado, que “se detectó opacidad, complejidad y confusión en las inversiones de Pemex en acciones de empresas nacionales y extranjeras, las cuales tienen múltiples fines, de las cuales 21 de ellas no son transparentes, no rinde cuentas y sus resultados no son revelados con suficiencia en la cuenta pública federal”.

Y es que las compañías y los cinco vehículos financieros se manejan en forma autónoma y no reportan su situación financiera ni económica a la cuenta de la hacienda pública federal; tampoco están registradas como paraestatales o filiales ante la Secretaría de Hacienda y Crédito Público.

El complejo esquema permite a Pemex Corporativo –comandado por Jesús Reyes Heroles– tener el ciento por ciento de las acciones de 12 empresas y operar los cinco vehículos financieros; cuatro compañías pertenecen a Pemex Gas y Petroquímica Básica (PGPB), subsidiaria encabezada por Roberto Ramírez Soberón; y una más, es propiedad de Pemex Exploración y Producción (PEP), que dirige Carlos Arnoldo Morales Gil.

Las empresas de Pemex Corporativo son Stiching Pemex Lux, radicada en Luxemburgo; PMI Holdings, BV, Países Bajos; en ese mismo país, PMI Services, BV; PMI Services Europe, Ltd, Inglaterra; Kot Insurance Company, AG, constituida en Las Bermudas y reubicada en Suiza; PMI Holdings Petróleos España, SL –antes PMI Holdings, NV, Las Antillas Holandesas–, España; allí también es operada Pemex Internacional España; PMI Trading, Ltd, Irlanda.

También posee el ciento por ciento de las acciones de PMI Services North America, Inc, con sede Estados Unidos; en esa misma nación se ubica PMI Holdings North America, Inc; Integrated Trade Sistems, cuyas cuentas bancarias están radicadas en las Islas Vírgenes Británicas; y de PMI Norteamérica, SA de CV, operada en México.

Además, maneja los vehículos financieros “privados”, destinados a contratar deuda a nombre de Pemex en los mercados internacionales de capital: RepCon Lux, de Luxemburgo; Pemex Capital, Inc, Estados Unidos; Pemex Finance, Islas Caimán; Pemex Project Founding Master Trust, Estados Unidos; y el Fideicomiso F/163, que obtiene líneas de crédito en México, también con carácter de “privado”.

Las empresas de PGPB son Mex Gas Internacional, Ltd (holding), Islas Caimán; Pan American Sulphur, Ltd, Luxemburgo; Pasco Internacional Sulphur, Ltd, Las Bahamas, y Pasco Terminals, Inc, Estados Unidos. Mientras que PEP posee la titularidad de PMI Marine, Ltd, creada y operada en Irlanda.

PMI Norteamérica

El manejo discrecional, señalado por el auditor superior, se observa en la operación de PMI Norteamérica, SA de CV: compañía mexicana constituida con recursos de Pemex que no es considerada filial, subsidiaria o paraestatal. Al igual que las otras 19 empresas, omite rendir cuentas a la federación sobre su situación financiera.

Aunque sus dueñas –las tenedoras de acciones PMI Holdings, BV, y PMI Holdings, NV, ahora PMI Holdings Petróleos España– son, a su vez, propiedad de Pemex, los multimillonarios recursos públicos que se le transfieren o se le extraen son considerados capital privado extranjero, revelan la escritura de creación y las actas de sesión ordinarias y extraordinarias de su Consejo de Administración, en poder de Fortuna.

Los documentos descubren que entre 1993 y 2004 el capital social de la compañía, originalmente fijado en 50 mil pesos, aumentó a 2 mil 631 millones 855 mil pesos y luego disminuyó a 717 millones 795 mil 360 pesos, sin que se sepa el origen y destino de los mismos.

Los movimientos de capital fueron autorizados por los representantes de PMI Holdings, BV, PMI Holdings, NV, y PMI Norteamérica, SA de CV, que a su vez eran o aún son funcionarios de Pemex.

PMI Norteamérica se creó el 13 de enero de 1993, consta en el expediente 169671 del Registro Público del Comercio y en la escritura, firmada por el actual director de Administración de PMI Comercio Internacional, Carlos Armando Cantú Guerra, entonces representante de PMI Holdings, BV, y por Tirso Edmundo Béjar Rojas, exdirector de Administración de esa misma subsidiaria y entonces representante de PMI Holdings, NV.

Sus primeros administradores fueron Pedro Haas García, exfuncionario de PMI Comercio Internacional; Marcos Ramírez Silva, exdirector de PGPB; José María Zubiría Maqueo, extitular del Servicio de Administración Tributaria (SAT); Eduardo Martínez del Río Petricioli, exdirector de PMI Comercio Internacional, y Béjar Rojas.

Como consejeros suplentes participaron Felipe Luna Melo, exfuncionario de la paraestatal; Rosa María Vega Peón, actual administradora general de Recaudación del SAT; Alberto Cervantes Velázquez, exservidor público de PGPB; Salvador García Luna, exfuncionario de esa misma filial, y Cantú Guerra.

El capital social se fijó en 50 mil “nuevos pesos”. Entre los objetos de la sociedad destacan: refinación de petróleo crudo en el extranjero y comercialización de petróleo crudo y productos derivados; comercialización de productos petroquímicos y otros hidrocarburos líquidos, sólidos y gaseosos.

El 1 de junio de 1993, Marcela Márquez Alonso, actual subdirectora jurídica de PMI Comercio Internacional, ya fungía como representante de la empresa. Para el 14 de febrero de 1995, con la renovación del Consejo de Administración, se integró Rosendo Zambrano Fernández. La participación en PMI Norteamérica no es la única que ha tenido, en el esquema empresarial paralelo de Pemex, el actual titular de PMI Comercio Internacional: también dirigió PMI Services North America, Inc, ubicada en Houston, Texas.

Como consejero propietario, Zambrano Fernández conoció y aprobó los multimillonarios movimientos de capital “privado extranjero”. Por ejemplo, el 18 de diciembre de 2001 el capital social fijo y variable, que para entonces sumaba los 2 mil 631 millones 855 mil 30 pesos, disminuyó a 718 millones 880 pesos. Este cambio fue protocolizado hasta el 12 de agosto de 2003 por medio de la escritura 13500.

Para la realización de este trabajo periodístico, Fortuna solicitó a Petróleos Mexicanos y al director de PMI Comercio Internacional conocer las explicaciones respecto del entramado empresarial. Hasta el cierre de esta edición, la vocera de la paraestatal, Gabriela Gallegos, no dio respuesta.

LEER articulo Completo


.
::Democracia Ya, Patria Para Todos. Apoyando a Andrés Manuel López Obrador en 2008::

radioamloTV